¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

viernes, 25 de junio de 2010

"Detective Comics" #866

Continuando con los festejos por el número 700 de la longeva serie "Batman", el legendario guionista Dennis O'Neil regresa al Bativerso para contar una historia que envuelve al pasado y al presente de Dick Grayson, el nuevo Batman. La premisa de la historia es bastante, bastante simple y, a pesar de que esperaba un poco más tratándose de O'Neil, debo decir que me convenció y me entretuvo lo suficiente como para estar escribiendo estas líneas. Aunque también debo decir que, al menos desde mi punto de vista, más que nada vale la pena leer este cómic por el trabajo de Dustin Nguyen, cuyo genial arte siempre le agrega un plus de dinamísimo a los cómics en lo cuáles trabaja. Dicho esto, pasemos a desglosar este cómic.
-
Todo comienza con Batman enfrentando a unos rufianes en una mansión abandonada. Mientras peleaban, el viejo piso de madera se desploma y el Encapotado cae al sótano de la casa, encontrando un objeto que fuera motivo de uno de los primeros casos en que los Batman y Robin originales trabajaran juntos. Se trataba, nada más ni nada menos, de un medallón perteneciente a la Orden de San Dumas el cuál había sido robado por el Joker. A partir de este robo, se desata una serie de situaciones por entonces confusas en las que un hombre inocente termina pagando por un crímen que no cometió y los villanos de la historia escapan sin que el Dúo Dinámico original pueda resolver el caso por completo. Por este motivo, años después, Dick decide volver a la mansión dónde fuera robado el medallón y finalmente lo encuentra.
-
Lo que me resulta más interesante de toda la historia son los flash-backs en los cuáles Dick recuerda sus primeros días como Robin, mientras que también tenemos breves paneos generales sobre los trasfondos de otros tantos personajes del Bativerso, como ser el propio Batman prácticamente en sus inicios o villanos como el Joker, Harvey Dent (antes de ser Two-Face) y la Orden de San Dumas propiamente dicha. Además, me gustó cómo el guionista supo diferencias ambas situaciones de la historia, ambientándo cada una de ellas de formas totalmente distintas y adecuadas para cada momento de la vida del personaje.
-
Pero como dije antes, la mejor parte de este número fue el arte de Nguyen. Especialmente, el segmento más interesante fue el de los flash-backs de Dick, dónde el dibujate utilizó una estilo muy similar al de la vieja serie de televisiva "Batman: The Animated Series", mazclándolo también con su propio estilo característico y dando como resultado una visual muy entretenida y agradable. Por otra parte, en las secuencias actuales se destaca el manejo de la luz y la sombra en las escenas oscuras, acompañadas por el gran coloreado de David Baron en las escenas de lucha, que va de la mano con el ambiente y los personajes aquí planteados por el artista.
-
En resumen, este número especial terminó siendo una lectura amena e interesante, más allá de que no lo pareciera a primera vista y que no fuera del todo lo que esperaba. Muy buen trabajo en conjunto el de Dennis O'Neil y Dustin Nguyen; ojalá que se repita en el futuro. Ahora a prepararse y a esperar lo mejor posible para la nueva orientación de esta serie a cargo de David Hine y Scott McDaniel.

2 Batcomentario/s:

Mariano P. A. dijo...

Es genial, simplemtente genial, este comic. El trabajo de todo el equipo artístico, incluyendo al colorista, es para aplaudir de pie.

Y el guión también me gustó!

Dickeiro dijo...

Ambiente con H!

Hombre por Dios, jajaja...

fuera de esa aberración al lenguaje, se ve interesante, ojalá Detective Comcics tome un buen rumbo, como hasta ahora...