¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

lunes, 17 de diciembre de 2012

“Todo lo que vio fue a esa asquerosa abominación quitándole el amor de su vida…”

¡Por aquí, por favor! ¡Tomen asiento, el show está a punto de comenzar y no querrán perderse un solo segundo de diversión! No se preocupen por el viejo Batman, él tiene un “palco especial” reservado.

Bienvenidos nuevamente a mi rincón en “El Blog de Batman”. Mi nombre es Dennis y seré su guía turístico en Arkham City. ¡Los hermanos Hammer y Sickle abren el espectáculo, la noche promete brutalidad sin límite! ¡La guerra Joker / Pingüino continúa!



   Lo primero que debo decir, desde lo más profundo de mi “yo artístico” es que el pobre Nightwing parece un cantante de K-pop barato en lo que respecta al arte de estas nuevas entregas, sus ojos tienen una expresión de drogón que no me agrada para nada, en fin… Una vez aclarado eso, comenzamos la reseña.
Desde el punto de vista del guion, me sorprendió gratamente la aparición de estos gemelos siameses rusos y su relación metafórica con “la hoz y el martillo” de la ex U.R.S.S. Ambos son, en esencia, herramientas de trabajo pero a su vez pueden ser utilizadas como armas para matar y amigos, si estamos de visita por Arkham City, la muerte nos espera en cada esquina  
   Volviendo a tocar el tema del arte, sí es gratamente destacable el trabajo que se han tomado en diseñar al Joker, quien si bien no tiene la clásica “sonrisa de payaso” a la que nos ha acostumbrado el buen Nolan, nos recuerda mucho a una versión demacrada de aquel Payaso Príncipe del Crimen, interpretado por Jack Nicholson (dato aparte: también se tomaron su tiempo en delinear a la perfección la escultural figura de Harley, quién se merece un Dat Ass and Holy Boobs! de pie).


   Un momento, por favor… Al parecer el espectáculo de hoy tendrá que ser cancelado; parece que nuestro anfitrión, el buen “Mr. J”, se encuentra en estado delicado, al borde la muerte. Lamentamos los inconvenientes… Si son tan amables, el tour continuará en el museo de Historia Natural Pinkney.
   Entran en escena dos de mis personajes favoritos del universo DC Comics, en una batalla que por demás puede ser catalogada como “épica”: Solomon Grundy y Bane (dejemos de lado si gusta o no el diseño de éste último, es tema para toda una reseña), acompañados de un muy bien adaptado para la trama Tim Drake. El pingüino necesita hombres para enfrentarse al Joker y nada mejor que enfrentarlos a dos moles de músculos puros para probar quién lo vale. Aquí no hay mucho que contar, hasta que la cosa se pone color de hormiga, únicamente veremos un par de viñetas donde Robin golpea matones a mansalva, hasta llegar a los “final Boss


   Aquí termina esta parte del recorrido, estimados lectores... Un poco corta, pero no por eso falta de entretenimiento. Próximamente "Las Sirenas de Arkham City" harán su aparición en la ciudad, ¡no se lo pierdan!

1 Batcomentario/s:

Anónimo dijo...

aquello de que grayson parece artista pop mola, rei mucho, tienes razon, yo no he seguido estos comics del videojuego pero con tus reseñas puedo saber de que trata, excelente

atte Raul samudio