¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

miércoles, 21 de agosto de 2013


¡Nueva entrega de Batman y los videojuegos, amigos lectores! Tras los análisis y previews de las últimas semanas, por fin volvemos al análisis de juegos del Murciélago  que cuentan ya con años a sus espaldas. El título elegido hoy es uno bastante reciente. De hecho, bien podría haber reseñado de una dichosa vez Arkham Asylum (sé que muchos lo estáis deseando), pero teniendo en cuenta lo cerca que se encuentra Arkham Origins, un servidor está preparando un señor especial que repase toda la saga Arkham de cara a su inminente nueva entrega. Así que lo digo una vez, y no me importará repetirlo más veces: no se preocupen, ya que lo bueno se hace esperar.
Así pues, vayamos a 2010. Arkham Asylum ha supuesto un soplo de aire fresco a los videojuegos de superhéroes, y ha recordado al mundo que Batman tiene algo muy importante que decir dentro del ocio electrónico. Así que entre tanta oscuridad por parte de Rocksteady, en Warner Bros deciden encargar a los chicos de WayForward (los responsables de Contra 4 para Nintendo DS o el recién estrenado DuckTales Remastered) un videojuego para Wii y Nintendo DS que adapte la serie animada del momento basada en el personaje: Batman: The Brave and the Bold, producción que tira más por el humor y el estilo camp de Adam West que la imagen sombría del personaje a la que estamos más acostumbrados.
Así que ni cortos ni perezosos, en WayForward decidieron no solo rendir homenaje a la serie en cuestión, sino también presentarnos un beat’ m ‘up cooperativo de marcado corte retro. De hecho, el juego toma como referencia fundamental al mítico The Adventures of Batman & Robin de MegaDrive/Genesis (aunque rebajando la infame dificultad de este).


¿Y con qué nos encontramos en Batman: The Brave and the Bold en Wii? Pues con un juego que nos presenta al Encapotado luchando codo con codo con otros personajes de DC Comics, como Green Arrow, Plastic Man, Aquaman y como no, Robin.
La carta de presentación del juego es todo un punto a su favor, con una paleta de colores muy fuerte, semejante a la serie de televisión y con un marcado enfoque a lo “Technicolor”. El juego está dividido en cuatro actos, en localizaciones que van más allá de Gotham, como el planeta Oa y otros sitios mucho más variopintos. Por si fuera poco, cada uno de los niveles es presentado como si fuera un propio episodio de la serie televisiva, con su misma puesta a punto. De hecho, cada nivel empieza a mitad de la batalla, con una aventura a medio camino en la que los personajes poco a poco van rememorando los primeros pasos de la historia a modo de flashbacks la mar de descacharrantes. ¡Y por si fuera poco, a final de cada episodio aparecen los títulos de crédito, tal y como sucedía en la serie!
Los fans de la vieja escuela disfrutarán como enanos con este The Brave and the Bold, ya que como indiqué antes, nos encontramos ante un juego de acción lateral de corte muy clásico. Empleando el mando de Wii y el Nunchuck de forma muy sencilla podremos realizar numerosos movimientos y combos con una facilidad pasmosa (vale que no son abrumadores o cuentan con una complejidad similar a la de la serie Arkham, pero destaca el dinamismo con el que son ejecutados. Agarres, ataques aéreos, malabares, gadgets (que van desde batarangs y arcos a espadas de luz y todo tipo de artilugios descabellados a desbloquear con los puntos que vamos ganando a lo largo de la aventura). Y cada personaje tiene sus movimientos propios, lo que le añade un plus a la rejugabilidad del título.


Mientras que es posible disfrutar en solitario de Batman: The Brave and the Bold, el mayor disfrute de la obra de WayForward se obtiene jugando en equipo. Ya sea encarnando a Robin, Blue Beetle o al propio Batman, lo cierto es que los equipos de personajes que pueden crearse son realmente esperpénticos y divertidos, y ya de este modo salimos de nuestra zona de confort habitual, que no es otra que controlar a Batman una y otra vez. Eso sí, si no tenemos con quien jugar, el título nos permite la opción de que la IA tome el control de otro personaje y nos ayude, aunque ya os digo de antemano que no se siente exactamente igual. La IA aliada es muy estúpida: cae en trampas, se deja golpear a las primeras de cambio, actúa como escudo humano. Casi podríamos decir que sirve como recurso cómico más que ante una ayuda de cara al jugador, algo que notaremos especialmente en los jefes finales, que si bien no son muy complicados, a veces nos pondrán en algún aprieto cuando jugamos en solitario.

Brave and the Bold no es general un juego desafiante, pero nos mantendrá pegados a la pantalla durante cierto tiempo gracias a su simplicidad. Aporrear botones y destrozar enemigos con Batman y otro héroe, así como un marcado estilo visual heredero de la serie que adapta y unos toques de humor descacharrantes convierten lo que sería un título mediocre en una experiencia más que satisfactoria, y que nos proporcionará bastantes ratos de diversión.


Su ritmo dinámico, que no deja tregua el jugador lo convierte en un juego fresco que debe ser probado no solo por los fans de Batman, sino también por aquellos que disfrutan de los juegos retro. Dadle una oportunidad a este semidesconocido título. Seguro que hará las delicias de muchos de vosotros. Es el Batman que muchos no quieren, pero también el que necesitamos. ¡Hasta la próxima entrega, Batifamilia!

3 Batcomentario/s:

Mariano Romero dijo...

No tengo la posibilidad de jugar en consolas o PC, pero me gusta muchísimo de esta sección. Ojalá analices los "batjuegos" para dispositivos móviles, los únicos sobre los que puedo opinar con conocimiento jeje. ¡Saludos!.

Don Piticlin dijo...

No te preocupes, amigo Mariano, que tarde o temprano caerán en la sección ;)

Mariano Romero dijo...

¡Buenísimo, gracias!.