¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

viernes, 16 de agosto de 2013

Reseña: "Detective Comics" #23

Murciélago y Ratón.

 Guión: John Layman.

 Dibujo: Jason Fabok.

 Y acá estamos devuelta en una nueva reseña de Detective Comics, para deslumbrarnos con el excelente arte de Jason Fabok y un bastante regular guión de Layman que de momentos puede resultar excelente, muy bueno, básico o sencillamente desastroso ¿Qué ocasión es esta? Eso es exactamente lo que estamos por ver y examinar.

 Porque soy el reseñista que nadie quiere pero todos necesitan, en esta ocasión, y sigo enfermo, vamos a dar el aviso de spoilers, que a esta altura es completamente innecesario, y darle pase libre a mi verborragia y capacidad mental de disertar la lectura. Yo soy, como ya sabrán muchos, JokerAnónimo y bienvenidos a una nueva, sexy, revolucionaria y neurótica reseña de esta cosa llamada Detective Comics.

 Spoilers de este milenio ¿Mi leño?

 Luego de haber confirmado la verdadera identidad de Scorn, al encontrar un cadáver de tirado en el suelo, Batman tiene la certeza, luego de hacer unas conexiones de hechos y pistas, que Wrath no resultaría ser otro que Caldwell, aunque claro, para detenerlo tendría que además de certeza, tener pruebas...

 Por consiguiente, para dar un golpe "inesperado" se le aparece como Bruce Wayne, justo a Alfred en la empresa para volver a hablar sobre la venta y compra de la corporación, aunque el hijo de Gotham le sigue insistiendo que no la va a vender mientras hablan... Luchando y entrenando en la terraza del mismo edificio, cuando este de repente le dice que no está interesado en comprar toda la franquicia sino que solo los artefactos que Batman utilice. A la vez Alfred descubre todo un arsenal que el empresario tenía guardado pero es visto por Wrath, Bruce recibe la señal y va para rescatarlo... ¿Llegará? (Obvio que sí, si Snyder no le puede sacar la mano al mayordomo, menos Layman lo va a poder matar, duh).



 Así es, así de corta es la trama ¿Entonces cómo y por qué es que se explaya a más de 20 páginas que este cómic abarca? Simple, la trama tiene mucho relleno y es notablemente lenta, porque por lo que pueden apreciar en el anterior resumen, prácticamente no sucede nada de nada excepto por las últimas... 3 páginas. Pero a pesar de eso, si es bien llevado puede llegar a ser una agradable lectura, y no es así, pues además de lo anterior nombrado hay muchas cosas que molestan, varios errores e incoherencias argumentales que abundan en el guión y que ya son habituales, al menos para mi, en Layman.

 Si tenemos en cuenta que ya de por si es ficción, y del género de super-¿héroes, es obvio que aquí se acepta que sucedan muchas cosas que en la vida real jamás pasarían, pero a pesar de las libertades que un escritor se puede llegar a dar gracias a esto, no se puede negar que se tiene que seguir alguna clase de ley realista para que el lector no pueda percibir con claridad la línea que separa a este mundo fantástico con el real, y así poder sentir ese "feeling" con los personajes y la historia en general. Teniendo esto en cuenta, se puede considerar la escena en la que Wayne y Caldwell debaten temas empresariales mientras practican artes marciales como muy, pero muy, estupida ¿Por qué? Veamoslo de esta manera, si un hombre, con fines empresariales, quiere comprarle algo a otro que es igual o más poderoso que él, va a demostrarle que tiene la seriedad necesaria de poder dirigir Wayne Enterprises (como en esta ocasión) de la manera correcta, y no invitarlo a luchar con el pretexto de que eso lo hace pensar, y más cuando eso lo hace terminar colgado de una cornisa para luego decir "nada mal"...

 Lo que sí me encanta es Batman, es genial la visión oscura y soberbia que el creador de Chew le da al personaje, él es "el maldito Batman", violento y amenazador, pero a la vez no es tan "bruto" como el de All Star (por dar un ejemplo de "malditos Batmans") sino que también sabe mezclarlo perfectamente con ese Hombre Murciélago calculador y pensante, porque es el mejor detective del mundo y además esta es una serie que trata de eso, hasta el mismo título lo dice. Así que si tengo algo que destacar es eso y ojo que no es poca cosa.

 Obviamente también debo nombrar el trabajo de Jason Fabok, que ya es totalmente sabido lo que opino de él, y también debo decir que el colorista Blond ha hecho un muy buen trabajo, aunque no tiene ni de lejos la misma calidad que Emilio Lopez (el cual ocupó el puesto en la edición anterior), por lo que quedó completamente opacado.

 En fin, con un villano cuya identidad resultó ser la más obvia de la historia, y con una trama que, sumándole el hecho de que está totalmente sacada de la manga, no parece tener algo muy interesante para ofrecer y no sabe para que lado ir, tenemos a este Detective Comics #23 que me dejó un sabor en la boca sencillamente raro.

 Puntaje: 5 de 10.

*BONUS TRACK - BACK UP*

 El back-up sigue con la historia de Man-Bat y ahora con su esposa que se ha convertido en una especie de... Man-Woman (y una especie de espía que trabajaba para Caldwell), la cuestión es que se le está dando un giro interesante a la historia de este villano que nunca me resultó interesante, y tampoco es que me lo sea ahora pero por lo menos no es tan llano como se mostraba anteriormente, es decir, no veo que haya algo muy trascendental en esto pero puede haber un plan a futuro con buenos resultados. Escrito por el mismo que la historia principal y dibujado por Andy Clarke, que creo que llega a su más alto punto de calidad y talento cuando dibuja a los murciélagos gigantes que son maravillosos a la vista.

*FIN DEL BONUS TRACK*

 Y con esta reseña de Viernes les deseo muy feliz y divertido fin de semana para todos ustedes, si beben que sea inmoderadamente (y manejen, por Dios, manejen), si tienen algo con una chica no se cuiden para de esta manera que nazcan más comiqueros, vayan a misa (esto lo peor de todo) y, por sobre todas las cosas, comenten este post. ¡Jokersaludos!

1 Batcomentario/s:

Anónimo dijo...

Jajajajaja, me reí mucho.

Sobre todo con lo de "reseñista" y con lo de que "necesitan".

Luego cerré. La reseñas son otra cosa, no onanismo de blog.