¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

sábado, 1 de marzo de 2014

Reseña: "Birds of Prey" #28 - "Gothtopia"

¡Hola bati-amigos! Sería raro que a estas alturas nadie haya oído hablar de Gothtopia. Pero como este número es un tie-in de un determinado evento, creo que sería cortés recordarles donde se originó el evento para que aquellos que no lo hicieron en su momento, puedan seguirle el hilo ahora. Si no están al tanto, lean aquí y aquí. Ahora sí, sin mucho más que decirles, la verdad, veamos cómo se desenvolvieron las Birds, eh, digo las Wings en esta utópica y peculiar Gotham. Aunque no haya mucho que spoilear, les advierto, hay spoilers. 

El número puede dividirse perfectamente en dos mitades bastantes predecibles. La primera mitad nos habla de los efectos del gas "feliz" provocados en las Birds, y como ellas se adaptaron a la nueva Gotham. Nada nuevo bajo el Sol en este aspecto. Gotham sigue siendo retratada como una ciudad brillante, perfecta, hasta cierto punto cursi, y al borde de lo ridículo. Es decir, todo esta tan bien Gotham, que la mayor prioridad de las Wings es acudir a toda velocidad a un evento de caridad del cual son las estrellas. Durante la única pagina (gracias a Dios) que nos ilustra el evento caritativo, podemos ver a Barbará y a Strix balancearse en el columpio a lo Dick Grayson, a Cóndor haciendo malabares en el aire con la ayuda de sus poderes mentales, y por supuesto, a la bella Dinah haciendo uso de su grito de canario para romper piñatas llenas de dulces y que los alegres niños puedan recogerlos.


Mientras que la otra parte historia, se esfuerza por hacer encajar a las Wings en lo ya acontecido del evento, en lo que es la línea argumental primordial. Por eso, se nos hace inevitable volver a leer cosas como la detención de Batman debido a su arrebato de "locura", o de su futura fuga con ayuda de Ivy. Todas estas cosas buscan otorgarle coherencia al número y ubicarlo en un tiempo y lugar, cosa que la verdad sí hace falta. No obstante, llegado el momento, lo cierto es que las Wings no aportan mucho al argumento central de "Gothtopia" enfocado en Batman.


Como dije, estos eventos sirven de guía, pero no es más que eso. Para que ustedes entiendan: cuando Batman finalmente escapa junto a Ivy del asilo Arkham, se origina una minúscula pelea entre la pareja de subordinados y las Wings junto al Gothamite (Calvin Rose) Catbird (Catwoman) y Brightbat (Batwoman, Katherine Kane). Pero las Wings salen rápidamente de escena, alegando que "el Dr. Crane tiene todo bajo control", palabras salidas de los labios de Bluebelle (Batgirl). Después de unos encuadres con puñetazos, ataques psíquicos, y vides estranguladoras, las Wings se retiran y nos les miento— caminando... en un panel que nos muestra a nuestros personajes en espaldas, Cóndor y Dinah abrazándose, y Strix obviamente como tercera en discordia, creo yo, bah.

¿Todo lo que acabo de decir no les sonó absurdamente descontextualizado? Es como si alguien quisiera aparecer en una foto y se colara así como así, eso fue lo que hicieron las Birds en este evento. Que sucede a menudo de hecho, y es una estrategia de marketing para impulsar las ventas, yo eso lo entiendo, pero que no lo hagan tan obvio. Además, dentro de todo, este tie-in tenía una razón de ser. Porque digo, todos los que residen en Gotham se deberían ver afectados, y sí, efectivamente las Birds habitan Gotham, ¿Y entonces porque me da la sensación de que están más como invitadas que por otra cosa? Porque realmente su participación en este evento, y me refiero a las páginas de su propia serie, porque en serie ajena vaya y pase; fue ínfimo, fue absurdo, fue un completo sin sentido y en retrospectiva una oportunidad desaprovechada.


Una oportunidad desaprovechada en el sentido de que no se hizo lo se debería o podría haber hecho, o en el sentido en que directamente podrían no haber entrando al evento y así Christy Marx no estaría en la situación de escribir por obligación, y sabría seguir con lo suyo. En fin, hablando de seguir con lo suyo, eso fue lo que intento hacer; al lograr introducir a Ra's Al Gul en algunas páginas, que funcionó como salida de escape definitiva para las Birds de este evento. Finalmente las Birds se reúnen en la base militar marítima de Mother Eve, alejados de Gotham, en donde el gas de la felicidad ya no tiene potestad.

Batgirl llega última a la base y el grupo está completo, porque no lo he dicho, pero ella no se retira junto a las demás Birds en el enfrentamiento con Batman en el asilo Arkham, y para saber las desventuras que vivió habrá que leer "Detective Comics #29", en donde se dará el evento por finalizado. Kurt vuelve a aparecer en escena, esta vez como una posible fuente de drama y discordias internas. Puesto que Dinah fue la única en hablar con Ra's en su momento, encuentro que no reveló a nadie más, y que como resultado del mismo nació una pequeña luz de esperanza en su interior; al saber que una pequeña dosis del compuesto lázaro (que Ra's le proporcionó) podría reanimar a Kurt, y una dosis mayor seria capaz curarlo por completo. Claro que para recibir aquella dosis deberá interponer la confianza del grupo, por los deseos de la Cabeza del Demonio, el cual que ninguno de ellos se interponga en la batalla entre él y Mother Eve, que cada vez se siente más cerca y que pronto dará comienzo. De esta manera, sin pena ni glora, las Birds pasaron por otro evento más. 

El arte en esta ocasión corre a cargo de dos señores, el ya conocido nuestro Romano Molenaar, y el cada vez más familiar Daniel Sampere; ambos se han repartido el trabajo muy equitativamente. El desempeño del señor Molenaar ha estado, a mi parecer, por debajo de la media, su estilo dinámico de trazos curvos y simplistas le sigue sentando muy bien a la serie, pero en ciertos momentos la falta de detalles en los entornos o en los propios personajes se hacen notar demasiado, por suerte sigue sacándole partido a las curvas femenina.  Por contraparte, el estilo conciso, detallado, y alejado del bocetaje del señor Sampere; le otorga una gran bocanada de aire fresco a la serie, y le sienta genial. Está claro que Sampere es un artista a tener en cuenta para esta serie en ausencia de Molenaar. Esperemos verlo más seguido.
   
 
En conclusión estamos ante un numero mediocre, que difícilmente tome por sorpresa a alguien. Gothtopia es un evento ideal para explorar la psicología de los personajes desde una perspectiva distinta, pero dicha premisa casi ni se ha aplicado en este número, reduciéndola a sólo un guiño inicial sobre los miedos de Strix a los globos, que ahora parece ignorar gracias al gas de Scarecrow. Creo que ya saben por dónde va la cosa, pero de todos modos lo diré. Este cómic es completamente prescindible para aquellos que estén siguiendo "Gothtopia", aunque los más entusiastas al evento (como yo) querrán leerlo de todos modos. En cuanto a los que simplemente leen las Birds, tendrán que fumarse innecesarias escenas que al final no llevan a ningún lado; pero es una lectura necesaria si se quiere comprender los hechos futuros. Dichos hechos los discutiremos en la próxima reseña, hasta entonces. 

Nota: 4.5 (Mediocre +)

0 Batcomentario/s: