¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

lunes, 7 de abril de 2014

Reseña: "Batman: The Animated Series" - 1x14


¡Batisaludos! Es un placer tenerlos de vuelta en la décimo cuarta reseña de "Batman: La Serie Animada". El alcalde Hill está realizando una campaña para reelegirse en el puesto, pero no consideraba que un consejo en el pasado podría arruinarle su plan en el presente. Un nuevo enemigo aparece, solamente esperemos que nuestro Hombre Murciélago pueda detenerlo a tiempo.

Originalmente, este personaje estaba vinculado como enemigo de Flecha Verde con otro alter ego, otro atuendo y otra historia. Veamos en este universo cómo se da a conocer. ¿Preparados?

Hoy les ofrecemos: EL RELOJERO (THE CLOCK KING)

En una estación del tren subterráneo, un hombre con cierta muestra de refinamiento, parecido a un catrín, espera el tren. Cuando arriba, mira su reloj de bolsillo y exclama un tanto molesto: -¡Ya era hora! Ingresa a uno de los vagones. Toma asiento frente a un hombre que lee el periódico y le dice: -¡Buenos días Hill!. El hombre se asoma sobre el periódico pero no tiene idea de quién lo ha llamado, le contesta el saludo sin saber cómo referirse a tan distinguido caballero quien se presenta con el nombre de Temple Fugate. Hill sigue sin reconocerlo y Fugate se refiere a él como abogado, han abordado el mismo vagón todos los días desde hace un año, siete meses y trece días. Le hace hincapié en llevar seis minutos de retraso para realizar un trabajo muy importante. Fugate tiene un juicio de veinte millones de dólares en contra de su empresa y su abogado ya ha apelado. Hill le aconseja tomarse la situación con calma, tomar un descanso, salir de su rutina para llegar relajado a la corte. Fugate es un hombre muy estricto en sus tiempos, a pesar de tomar el café siempre a las 3:00 p.m., Hill le recomienda hacerlo a las 3:15 p.m. y olvidarse de su agenda: -Eso lo convertirá en un hombre nuevo -le dice-.

Fugate piensa detenidamente en el consejo del abogado y toma afuera de su oficina el café en el horario indicado. Desafortunadamente sufre una serie de accidentes que le provocan llegar tarde a la corte, la cual falla a favor del demandante. El juez determina que Fugate debe pagar la cantidad de veinte millones de dólares: -Y que esto le sirva de lección para llegar a tiempo a la corte -le sentencia-. Fugate está devastado, enloquecido y en la ruina.


Siete años después, a las 9:00 a.m., Bruno se dirige en auto para acompañar al alcalde Hill a una recolección de fondos. De pronto, mientras pasan la luz verde del semáforo, un taxista choca el auto de Diaz. A la redonda ocasiona un caos. Bruno se da cuenta que los semáforos no funcionan. El alcalde Hill, quien iba detrás del auto de Diaz, baja del vehículo para saber qué sucede. El taxista culpa al alcalde de lo sucedido. Bruno observa a la azotea de un edificio, se percata que un hombre se encuentra arriba. En dicho edificio, con unas explosiones se libera una pancarta gigante ridiculizando al alcalde Hill. En ese momento Bruno entra al edificio, conforme sube las escaleras se convierte en Batman. Al llegar a la azotea, un hombre en traje, con sombrero, lentes simulando un reloj y bastón de manecilla no se inmuta ante la presencia del Encapotado, de hecho le dice: -¡Ya era hora de que aparecieras! Este personaje, bastante tranquilo, conversa con nuestro héroe acerca del percance de los semáforos, asimismo, le arroja un reloj de bolsillo que explota al caer al piso pero no daña al Caballero Oscuro. Tranquilamente el hombre se dirigía a una puerta, pero Batman se coloca frente a él exigiéndole respuestas. El hombre de los relojes se disculpa, retrocede y mientras le dice: -Las 9:15 son siempre 6 minutos antes de la hora, se arroja del edificio cayendo sobre un tren del subterráneo, alejándose.

-Aún es de día. Como Batman me dirijo con Alfred en auto al Departamento de Tránsito de Ciudad Gótica para realizar mis investigaciones acerca del incidente de los semáforos. Le pido a Alfred esperar. Dentro de una habitación, en donde se controla el tránsito, observo los residuos de una explosión. Uso mis "goggles" que aumentan la visión percatándome de la existencia de un reloj de bolsillo, el cual cuenta con un número de serie que solamente se observa en los relojes muy costosos. Al regresar con Alfred, le comento mis observaciones referentes a qué clase de criminal utilizaría una pieza de Metronex de seis millones de dólares para detonar una bomba. Revisando el banco de datos de la policía, utilizando el número de serie del reloj, descubro que le pertenece a Temple Fugate y nos dirigimos a la dirección registrada. La dirección nos lleva a una vieja compañía de relojes, en su interior se encuentran documentos sobre Electricidad de Ciudad Gótica, de  la estación del tren Saby y otra pancarta ridiculizando al alcalde Hill.

-Estamos esperando en una calle revisando la evidencia encontrada. Hay mucha información sobre la Torre del Reloj de Ciudad Gótica. Alfred monitorea la banda policíaca en la cual advierten de un apagón de toda una manzana cerca de la oficina principal de la Financiera Gótica. Sin duda desean desactivar la bóveda, en específico, las cerraduras de tiempo. Alfred y yo nos miramos porque estamos seguros que Fugate lo hizo. Al llegar a la Financiera, un gas mantiene inconscientes al personal. Voy preparado con una máscara antigas. Al entrar a la bóveda, esta se cierra. Hay una caja en el interior y una grabación donde la voz de Fugate comienza a explicarme su plan para vencerme: esa caja es una válvula de vacío que eliminará el oxígeno de la bóveda en 15 minutos, tiempo menor al que me tomaría abrir la bóveda con mi soplete de acetileno, ¿cómo lo supo? La caja tiene un mecanismo sensible a las vibraciones que no puedo abrir ya que estallaría. Estoy en problemas. El hombre de los relojes me dice que debe abordar un vagón. Se me ha ocurrido una idea con la cinta del cassette en el cual grabó el mensaje.

El alcalde Hill, acompañado de la policía, incluyendo al comisionado Gordon, se encuentra inaugurando una estación. El tren no arriba en el tiempo indicado, la gente comienza a reír.

-He colocado una barricada con sacos de dinero. Con la cinta logré realizar una especie de tirolesa para acercar la caja a la puerta de la bóveda. Estoy comenzando a perder el conocimiento por la falta de oxígeno.

La voz del Relojero se escucha en la estación desacreditando la capacidad del alcalde para gobernar. Dos trenes se aproximan en sentidos contrarios, chocan ocasionando un accidente, las personas que habían asistido a la inauguración resultan lesionadas. El alcalde Hill desaparece.

-Con un batarang detono la caja a distancia, logrando con ello abrir la bóveda. Al salir a la calle, en una tienda de televisores, se anuncia la desaparición del alcalde Hill. Son las 3:00 p.m., un reloj comienza a repicar sus campanas.

El Relojero tiene al alcalde Hill atado a una manecilla de la Torre del Reloj de Ciudad Gótica, justo a las 3:15 p.m., cuando las manecillas se junten, morirá aplastado. Fugate hace remembraza del consejo que hace siete años Hill le dio, sobre descansar y tomarse un café a las 3:15 p.m. Hill hace memoria y se sorprende. Le dice que no tuvo nada qué ver con el juicio, aunque Fugate no está muy seguro de esa declaración, ya que el demandante era representado por el bufete de abogados de Hill.

-Estoy aquí para limpiar tu reloj Fugate -le digo al Relojero-. -Yo no estaría tan seguro. Hablando de relojes, soy el rey. ¡En guardia! -me contesta-. Dentro de la torre, en el mecanismo del reloj, tenemos otra acalorada conversación: -¡Ya basta Fugate! Hill no cometió ningún crimen contra ti -trato de razonar con él-. -Hizo algo peor. ¡Me hizo llegar tarde! -contestando esto, me ataca con su bastón-manecilla-. Hay una batalla en el interior de la torre, parece que domina a su favor los engranes y no solo eso, sino también ha dominado las centésimas de segundo que tardo en lanzar un golpe; sin embargo, en un ataque, logro que su bastón detenga el mecanismo del reloj de la torre. El interior comienza a colapsar, Fugate cae. De inmediato salgo a rescatar a Hill.

-Gordon me informa que no hay pistas del Relojero, duda que volvamos a saber de él. Yo creo que, solo es cuestión de tiempo.


Batman se enfrenta a un enemigo el cual, lejos de tener algún poder especial, es lo suficientemente inteligente para ponerlo en apuros. Su obsesión con el tiempo le permite elaborar los más complejos planes retando la capacidad del Hombre Murciélago para interceptarlos. Como dato adicional, el nombre de Temple Fugate está inspirado en la frase en latín "tempus fugit" que significa "el tiempo vuela".

Hay una detalle en este capítulo en el que difícilmente vemos actuar al Caballero Oscuro (al menos no en los 13 episodios anteriores). ¿Fueron capaces de observarlo?

Acompáñenme la próxima semana en una reseña más de esta emblemática serie.

¡Hasta entonces!

0 Batcomentario/s: