¡TODO LO QUE TENÉS QUE SABER DEL BATIVERSO ESTÁ AQUÍ!

viernes, 8 de noviembre de 2019


Título: "City Of Bane" – Part 8
Guión: Tom King
Dibujos & Tintas : Mikel Janín
Colores: Jordie Bellaire
Letras: Clayton Cowles
Arte De Tapa: David Finch & Alex Sinclair

Frente a frente, Bane y Batman deciden quitarse sus protecciones y quedar semi desnudos pero por desgracia Catwoman no :(  para tener su 'batalla final', sin mascaras ni nada. Pero Bats esta vez decide que no va a seguir las reglas y deja que Cat se meta y se la rajan entre los dos (de hecho inclusive Batman tenía pegados un par de batarangs en la espalda, tipo "Die-Hard").

Los batarangs estaban embebidos con el Venom usada para transformar a Gotham Girl, y este podría producirle una sobredosis a Bane, por lo que Bruce le ofrece curarlo, pero el villano se levanta y le devuelve algunos sopapos a Bruce, hasta que Selina se mete en la pelea y le propina tremenda paliza a Bane, que logra sacársela de de encima arrojándola contra la pared... a todo esto, BatThomas y Arnold Wesker se suben a un batmobile para por orden de Poppa Bats (?) para ir donde su hijo.

Bruce ataca a Bane y la da tremenda tunda, además, se dispone a realizarle su propio movimiento favorito, el quiebre de espaldas. Cuando esto parecía inevitable, Bruce recibe un balazo de Thomas y cae, y luego Bane recibe otro... Thomas le pide a Wesker que traiga a Psycho-Pirate, porque llegaron "al final" (!).


LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Un número rápido, entretenido y con un buen cliffhanger.

Un par de menciones a hechos ocurridos durante el primer año de Tom King, y además el parafraseo de lo que le dijo Bane en "Knightfall" a Batman originalmente antes de quebrarlo, pero acá, con los roles cambiados; Bane hace lo propio parafraseando a Bruce cuando pelearon en Arkham durante el final de "I Am Bane"; la otra referencia a la trilogía 'I Am' es recordar Bane su terrible infancia, como vimos en al principio de "I Am Suicide", antes de repetir lo de I Am Bane.

La llegada de Thomas no soprende, pero obvio que ese final si. Imaginamos que no tiró a matar a Bruce, pero ¿a Bane sí? Las viñetas de Thomas preparándose para ir a Arkham son geniales, cargando su arma, caminando entre las humanidades derrotadas de la Batfamily, y sobre todo, esa gran splash page de la batcave en ruinas.

Veremos que se trae Thomas con Psycho-Pirate, que es lo que planea, ¿controlar a Bruce para que sea su sumiso hijo? Se nos promete un descubrimiento trágico en el próximo número. Imagino que será Bruce descubriendo el destino de Alfred. Y aunque la solicit del número siguiente nos decía que Batman debería considerar el dejar a Bane a cargo de la ciudad, las anteriores cambiaron un poco en lo que anunciaban, con respecto a lo que sucede en ellas; habrá que ver.

¡Qué bueno fue ver a Mikel Janín de nuevo! John Romita Jr. fue un suplicio. Mikel y Jordie Bellaire subieron la vara otra vez.

martes, 5 de noviembre de 2019


Título: 'Who Are The Secret Six?' - Part 3
Guión: Joshua Williamson
Dibujos y Tintas: David Marquez
Colores: Alejandro Sanchez
Letras: John J. Hill
Arte De Tapa: Marquez y Sanchez

El plan drástico de Superman está en marcha. Dejarse jokerizar para fingir que está bajo el control del Batman Who Laughs para ver si averiguaba su plan, pero Batman descubre que su homónimo de pesadilla (como podíamos imaginar) sabe que era una treta, así que el Murciélago le inocula el antídoto al kryptoniano antes que las burlas del BWL hagan que Supes lo mate.

Resulta que nunca fuer liberado BatJoker, sino que era un truco holográfico de Batman.

BWL dice que tampoco va a "iluminar en el cielo" los nombres de sus infectados, así que Bats cree que sabe quien es uno. Así va en busca de Jim Gordon y logra detenerlo, pero este tenía un as bajo la manga con Rookie escondido. Superman llega para ayudar a Batman y deciden llevarse a Jim y la armadura a la Fortress Of Solitude. Pero era Rookie ocultaba algo, bichos que salen de él y toman el control, los mismos en realidad eran Blue Beetle. El infectado Jaime Reyes subyuga a los héroes.

BWL sabe que sus planes van en marcha, pero, sabe que hay alguien más que preocuparse (además de Dr. Manhattan), Lex Luthor. BatJoker sabe que sus planes y los de Lex, no tienen cabida en la existencia.


LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Hasta acá, creo que sin exagerar, es el mejor número de la serie. Fue más dinámico y contundente que los otros dos. Además nos puso sobre la mesa un adelanto de lo que se viene, la batalla entre Lex y BWL, en la miniserie "Year Of The Villain: Hell Arisen", la cuál comenzará entre los penúltimos números de esta serie y "Justice League", en diciembre. Eso sí, ya sabemos que la cosa no va a terminar (el Grand Design de Scott Snyder y compañía) ahí.

BWL hizo una referencia a Manhattan con lo de "alguien está cambiando el tiempo y el espacio", justo antes de referirse a Lex como su competencia.

Otra cosa de la que nadie habla: Gordon tiene el control de Rookie, y debe ser la primera vez durante Rebirth, al menos en los Batbooks, que se hace una conexión entre ellos. Ya que en "Detective Comics" lo vimos como un robot al servicio de Batman Luke Fox y al principio del run de Tom King, James se preguntaba si la mascara en un héroe no molesta. Hypertime aparte (?), se ha obviado y ni mencionado el hecho de Gordon fue Batman. Ahora, tenemos un guiño.

Entre el duelo de mentes entre Bats/Supes y BWL, se nos presentó a Blue Beetle, falta la mitad del equipo aún (Donna Troy, Hawkman y Supergirl).

El arte es superlativo, creo que no se puede decir nada más, es espectacular.

lunes, 4 de noviembre de 2019


Título: The Very Friendly Owl
Guión: Dan Jurgens
Artista: Travis Moore
Colores: Nick Filardi
Letras: Andworld Design

Hemos de admitir que por poco más de un año hemos estado asqueados de la manera en que DC Comics ha estado tratando a Dick Grayson. O bueno, a la Bati- familia en general, pero siendo el caso del primer Robin el más sonado (y más de una vez revisando en estas líneas).

Y este, quizá, es una ligera forma de absolver un poco de culpa a los editores (si es que acaso se les puede eximir de culpa de la absurda cantidad de errores que han tenido desde que desaprovecharon el punch que la familia de Gotham (la del Murciélago, no los hermanos Clover) tuvo en el inicio de Rebirth.


Si bien, se sabía que Tom King no ahondaría en la suerte de Grayson a pesar de haberlo trabajado por bastante tiempo en su propio título como el Agente 37, el que lo haya dejado a la suerte es un insulto.

Igual también se sabía que no podría ser algo permanente (¿al menos no al nivel de Alfred?), la agonía de las historias forzadas nos estaban haciendo mucho más larga la espera para la vuelta triunfante de Nightwing (el bueno, no las copias baratas que nos han hecho aguantar).

A lo que vamos
Vemos lo sucedido luego del disparo de KGBeast y la ansiedad experimentada por la Batifamilia más cercan a Dick. El mismo  Gordon también se muestra temeroso de lo que podría pasarle a ese compañero de tantas visitas a la azotea del GCPD.

Dick está en consulta con la Dra. Haas, quien al parecer es especialista en heridas traumáticas del cerebro (?) y es ella quien está tratando de llevarlo paso a paso para que pueda encontrar la manera de hilvanar sus propios recuerdos.

Es bastante atinado (y raro) que algo está sucediendo en la memoria selectiva de uno de los herederos de Bruce, ya que no tiene la más remota idea de lo que ha transcurrido en su vida desde que fallecieron sus padres, pero si recuerda claramente todo lo que antecedió a ese momento.


La conversación se pone emotiva cuando el paciente recuerda un Día de Acción de Gracias con las únicas personas que recuerda fuera de su familia directa. Una pareja de ancianos que es presentada como tíos en segunda línea de John Grayson, padre de Dick.

Pronto, el niño acróbata se ilusiona de poder pasar tiempo con más familia fuera del circo y más siendo Acción de Gracias. El único momento de arropo de familia extendida que recuerda haber tenido en la vida.

Ante la incredulidad y el dolor de Alfred, Barbara, Damian y Bruce, cuando Dick despierta en el hospital, luego de pasar por una cirugía especial para salvar su vida, no los recuerda.

Pronto, la Batifamilia entiende que quizá se requiera de acciones más concretas para hacer que el hijo favorito recuerde. Y al llevarlo a la Mansión Wayne y posterior visita a la Baticueva encuentran algo que no querían: en verdad Dick no los recuerda y mucho menos quiere saber de ellos.

El número termina con algo que quizá no se veía venir tan claramente: todo es plan de La Corte de los Búhos para que el último de los Grayson se una a ellos.

Por  fin algo decente
Bien, ha sido un largo recorrido desde el disparo en el cráneo luego de la debacle de la Bati- boda.  Perdimos tanto la fe en el amor (Si alguien es capaz de dejar a Batman en el altar, ¿qué podemos esperar nosotros geeks?) y mucho peor, perdimos la estructura de la familia Wayne (y Kane, si somos estrictos).

Mientras Damian se iba a Brooklyn con los Teen Titans, Jason comenzaría un viaje de redención post- bati- golpiza. Tim tomaría un momento sabático luego de la pelea con BatDrake y Kate prácticamente pasaría al anonimato luego de que Bats la excomulgara y volviera a aceptar de manera deshonrosa. Barbara tendría conflictos existenciales con Bats y con Gordon. Y finalmente, Dick dejaría de ser el pegamento que unía a la familia para irse a Bludhaven y cortar toda comunicación al decidir ahora ser Ric...

A pesar de todo lo que podamos quejarnos (que no ha sido poco y que mientras el manto de Nightwing no sea respetado, lo seguiremos haciendo), el resultado del estrés post-traumático que experimentó es más que lógico y sano, ¿por qué iba a querer regresar con la persona que provocó que le dispararan en la cabeza? ¿Por qué regresar a una vida llena de peligros por más que hubiese decidido dedicar sus esfuerzos en ella en algún momento?

Algo que sin duda se lleva el número es la interacción de Damian (no tanto así su dibujo sin máscara, que parece un Bart Simpson humano con cabello oscuro) y cómo genuinamente está sufriendo por el estado de Grayson, su amigo, hermano y mentor.

Quedan a deber un poco las interacciones de Barbara y Alfred, pero el ver a un Bruce contrariado y sobre todo, impotente al estado del hijo mayor sin duda valió la pena.

Todo esto termina por ser el detonante para que Ric se dirija a Bludhaven y lo haga su nuevo hogar para empezar completamente desde cero, con memoria nueva y todo.


No obstante, ese último recurso, además de coincidente con la última exploración pre- disparo del primer Chico Maravilla, termina siendo parte de los recuerdos del único momento cálido fuera del circo. Y todo porque desde ese momento La Corte lo estaba buscando y es la misma Dra. Haas quien ha facilitado que parte de la memoria selectiva deje de lado todas las andanzas del Dúo Dinámico original y la vida de héroe.

Algo que quedó a deber también, o tal vez ya no alcanzó en el número, fue el porqué Bruce no ha intentado acercarse a su hijo adoptivo.

Tuvieron que pasar una buena cantidad de números (y quejas) para tener al menos un indicio de lo que podría ser una historia decente para Grayson.

El arte de Moore va de "bastante bueno a regular" (el mencionado Damian sin máscara pareciera que no tiene forma), lo que también nos deja con un sin sabor, ya que hubiese sido bastante bueno integrar a otros miembros de la familia y ver a Babs con su traje y en ese estilo de dibujo sería también interesante...

En fin, la historia da para mucho, especialmente porque ahora que Cobb está de vuelta en la vida de Grayson, las cosas se pondrán mucho más peligrosas...

domingo, 3 de noviembre de 2019


Título: The Batman's Grave, Chapter 1
Guión: Warren Ellis
Artista: Bryan Hitch
Tintas: Kevin Nowlan
Colores: Alix Sinclair
Letras: Richard Starkings

Los autores que nos trajeron The Authority, un cómic que junto con otros tantos ejemplos, modificó la perspectiva y la manera que teníamos de observar tanto a héroes como villanos, llega The Batman's Grave. Una apuesta más que necesaria para DC.

¿Y por qué es una apuesta necesaria? Simplemente porque hace referencia a lo que en su momento encumbró al Encapotado: sus habilidades como El Mejor Detective del Mundo.

Si hemos visto alguno que otro ejemplo últimamente, como la investigación que llevó al descubrimiento de la historia del metal Nth en Dark Knights/ Metal y el Detectives Guild en Detective Comics #1000 (que muchos estaríamos dispuestos a leer historias de ese grupo...), pero ni siquiera Snyder ni King han sabido darle esa aura de misterio que sirve para mantener al lector pegado a la historia. (Bendis no cuenta ni en Event Leviathan ni en Batman Universe).

¿De qué va la historia?  
Al más puro estilo de las buenas (que sabemos quedan pocas) películas y series de detectives, vemos un inicio de historia más que interesante con un Alfred cuestionándose la misión de Bruce mientras da la limpieza rutinaria a las lápidas de Martha y Thomas.


En las típicas noches de reconocimiento, Batman tiene un enfrentamiento con un par de maleantes que trataban de atacar a una pareja. Quizá la escena de violencia un poco más encarnecida era resultado de la influencia del escenario: un callejón oscuro, una pareja y un niño, en este caso, en brazos.

Una vez resuelto el el problema, Batman se dispone a regresar a la Cueva, pero en eso Alfred intercepta una llamada del 911 que no ha sido contestada, ya que es "una de esas noches" en la que la policía tiene que hacer esperar a la ciudadanía.

Bats llega al lugar y se trata del reporte de lo que podría ser un cadáver, ya que el olor ha comenzado a ser perceptible por los vecinos, quienes además de eso, han dado cuenta que algo no anda bien ya que no han visto movimiento alguno durante tres días considerando que suele haber visitas rutinarias de trabajadores sociales.

Tardan más en explicar la sucedido que lo que tarda El Encapotado en indagar lo que sucede (o sucedió en el departamento).

Al más puro estilo de las películas y series de policías y detectives (y algo que no veíamos tanto en una serie regular, desde prácticamente la cacería de la Corte de los Búhos en los primeros números de los New52 y quizá un poco en Metal), Batman escanea por completo el lugar del crimen, encontrando un cadáver en estado de putrefacción. Pero eso no es lo único, ya que hay una gran cantidad de recortes y lo que parece ser un seguimiento de cerca a sus actividades.  Una vez terminado el proceso de escaneo reporta directamente la situación a Gordon.

Regresando a sus aposentos, Bruce se encuentra con un Alfred contrariado (más que de costumbre) que considera que la Zona de Guerra que es Gotham escapa de la visión simplista de nuestro héroe, ya que él es el único que no ve que sería más fácil actuar de otra manera en lugar de salir a la batalla todas las noches.


Lo que parece preocupar a Alfred, es que cada vez que Bruce regresa de la acción, regresa más muerto que vivo (a lo cual, más de uno podría apoyar la moción...).

Bruce, en su clásico movimiento, evade la discusión para seguir con su trabajo.

Usando el equipo con el que escaneó el departamento de William Stannik, quien al parecer había tenido un episodio de crisis nerviosa (¿antes o después de comenzar a seguir a Batman?). Esto lo llevó a cuestionar sus acciones y propósito.

Todos los días se vestía como si fuera a trabajar, sin ir a ningún lugar para ello. Hasta que en una de sus rutinas conoce a un sujeto llamado Ed, quien de inmediato logra el título del "mejor amigo". Mientras Bruce lee lo que parece ser el diario de William, se da cuenta que se tratan de los hechos de su propio asesinato. Narrados en primera persona, como si todo estuviera sucediendo en tiempo real luego de una trifulca con Ed.

Acto seguido Bats se dirige al apartamento de William y descubre que debajo del piso de madera se encuentra William...

¿Qué pasó aquí?
Sin duda este título comienza con una nota alta.

La mezcla de una historia de crimen más un arte bastante amigable y buenos planos tanto de la ciudad como de la Baticueva, hacen que más de uno nos cuestionemos qué estamos leyendo.


Luego de mucho tiempo vemos a un Alfred que más que servir de sólo un escudero, lo vemos genuinamente preocupado y hasta molesto por las acciones de Batman, quien poco a poco está quitando vida a Bruce Wayne y por lo tanto, el hecho que ya tenga lista su lápida al lado de Thomas y Martha en los terrenos de la Mansión hace más tétrico el asunto.

No sabemos aún qué puede deparar el destino de ésta historia, no obstante, la perspectiva sobre la muerte y la visión de "víctima" de Batman hacen un gancho por demás interesante. ¿Quién pensaría que Batman es una víctima? Bueno, quizá medio mundo, pero tenerlo aquí planteado textualmente deja a lugar una buena cantidad de posibilidades.

Un sujeto hacinado por la sociedad, con notables problemas mentales y quien no encuentra un refugio ni con la persona que pensó que podría confiar, un Bruce contrariado por la actitud defensiva de un Alfred por demás dramático. Una buen receta (esperemos) para lo que viene...

sábado, 2 de noviembre de 2019


Título: "End Of The World"
Guión: Tom Taylor
Dibujos: Trevor Hairsine y Neil Edwards
Tintas: Stefano Gaudiano
Colores: Rain Beredo
Letras: Saida Temofonte
Arte De Tapa: Mark Brooks

Como recordaran al final del último número, Superman estaba infectado y no se fue demasiado lejos hasta que lo consumió el virus, así que regresó a La Tierra a sembrar el terror... mientas, las arcas que llevarán a los sobrevivientes (que son dos) se preparan para salir.

Bruce no solo le dejó a Damian su traje sino también sus planes de contingencia para detener a sus aliados en caso que fuera necesario.
BatDamian muestra una pieza de kryptonita con unos planes para convertirla en un gas no letal, mas Wonder Woman cree que eso no será suficiente así que decide re-forjar su espada con la kryptonita en La Fortress of Solitude.

Mientras WW, Cyborg y Green Canary se enfrentan a Superman, Temyscira se ve invadida por los atlantes zombificados, liderados por Aquaman que aparece ¡con el Kraken! Aquaman cae por un flechazo de Green Arrow (que se saca la bronca por saber que Batman no dejó un plan en su conta 😝) y la pelea comienza. Las Amazonas (menos Wonder Girl, a quien le solicitan ir con los terrestres) se sacrifican para que las arcas despeguen.

La pelea contra Supes se torna muy difícil, ya que sin una mano que Diana le cortó, logra apuñalarla con su otra mano. Superman va tras las arcas y WW le pide a Dina que la proteja mientras Víctor decide quedarse con ella hasta que se transforme. En el espacio, Jon Kent decide enfrentar a su padre par evitar que destruye su arca y logra pararlo hasta que los Green Lantern Corps (con Guy Gardner) se hacen presentes. Superman controlado por la Ecuación Anti-Vida siente que no podrá con los Corps y la ecuación le hace irse hasta el Sol para absorber su energía y matar al sistema solar. Los Linterna 
saben que no pueden entrar a una estrella no obstante su poder y al menos consideran que el virus se congelará en La Tierra al no haber Sol. Los Corps deciden escoltar las arcas a su destino.

Con Diana convertida, Víctor usa su lazo para que le revele si hay una cura. Y sí, contrario a lo que él creía, la hay y está en él, que fue el paciente cero (razón por la cuál decidió quedarse). Víctor sabe que tiene que alcanzar las arcas para comunicarlo pero WW lo asesina.

Con Jon de regreso en la nave, los héroes ven a su nuevo planeta mientras ingresan en él.


LO QUE DEJÓ ESTE NUMERO (Y LIBRO)

El issue en cuestión cerró de formas poco sorprendentes y fue el más flojo dentro de un buen libro en general. Parece que en realidad todo queda como un set-up (y difícilmente no lo sea) para una eventual continuación.

Victor averigua que hay una cura y es él pero muere. En el planeta también permanecen algunos sobrevivientes que no cupieron en las arcas al parecer, eso sumado a Ivy, que se negó a abandonar El Verde, y Harley, que se negó a abandonar a Ivy.

El mejor momento quizás sea cuando Ollie se ofende porque Bruce
no lo considera una amenaza digna de un plan de contingencia así que le dedica una puteada al Murciélago cuando mata a Aquaman.

A nivel general, el libro vendía más por la presencia de Tom Taylor que por el concepto y sobre todo porque se lo venía rumoreando, o deseando más bien, para un libro más importante en DC Comics. Muchos pensaron que lo pondrían en "Batman" tras la salida de su tocayo King, aunque ahora sabemos que se encargará del Escuadrón Suicida. A fin de cuentas, siendo un Elseworld puede pasar de todo y no generar gran shock (como la muerte temprana de Batman), más con el tema de los zombies que ya rompe bastante las bolas.


El libro en general fue entretenido, visceral de a momentos y hasta divertido por pasajes. Pero quizás todos creíamos que debía terminar y sabemos que está todo listo para que siga. Digo, Jon podría estar infectado, Superman vivo y supercargado por el Sol, Diana viva y el final del one-shot "A Good Day To Day" nos sugiere que Constantine algo iba a hacer, así que está todo ahí... Me gustaría que fuera en un futuro con Damian (me molestó el estirón que pegó con el Bat-Suit, medio boludo eso) y Jon establecidos como los flamantes Batman y Superman.

Lo que si deja mucho que desear es el arte y lo vengo diciendo desde el issue #1, donde James Farren hizo un trabajo fenomenal con el comienzo de la plaga en Apokolips. Ahora apareció un Neil Edwards por unas páginas, mucho más prolijo que Trevor Hairsine... Este libro merecía un dibujante más detallista y épico si se quiere, eso si que fue el punto más flojo de todo (eso y algunas decisiones por parte de miembros de La Liga que los hacía medio lentos).

viernes, 1 de noviembre de 2019


Título: "Everyday"
Guión: Tom King
Dibujos y Tintas: Jorge Fornés y Mike Norton
Colores: Dave Stewart
Letras: Clayton Cowles
Arte De Tapa: Lee Weeks

Esta entrega nos relata distintos y descabellados hechos en la vida de Batman basados en notas del diario personal de Alfred.

Domingo 7 de marzo: Batman se enfrenta a un grupo de ladrones vestidos onda Jason Voorhees (La Carga de Caballería o algo así) que roban el El Primer Banco Nacional de Gotham y utilizan caballos para escapar saltando con ellos entre los edificios.*

Lunes 8 de marzo: Gotham es víctima de una antigua maldición de un hechicero y Batman debe enfrentar (con una espada que forjaron en aquel entonces con la sangre del hechicero) a un dragón que debe matar 3 veces ya que cada vez que lo elimina sale otro de su interior. Un dragón matrioshka, típico lunes en Gotham.

Martes 9 de marzo: El invencible campeón mundial de Artes Marciales Mixtas, Henry Feder, logra que Batman acepte desafiarlo, después de haber durante un año tratado de persuadirlo. Bats acepta porque Feder salió impune (y se mofó de ello) tras haber agredido a su novia (estando el hecho en video). Obvio que se la raja Batsy

Miércoles 10 de marzo: Bats investiga el asesinato de un millonario filántropo con varios sospechosos entre familiares y allegados, al estilo Clue.

Jueves 11 de marzo: Bruce encuentra en un bar a su primera novia de la secundaria. La dama tenía sangre en la nariz y juntos pasean por el lugar en donde se vieron por última vez. La mujer le confiesa haber matado a su esposo aunque no era su intención, tras años de los abusos de este.*

Viernes 12 de marzo: Bats intercepta un tren (esperando acostado en las vías), para detener la venta de los códigos misilísticos de Gotham. A su favor tiene que no se conocen los negociantes, y que el vendedor iba a identificarse con la gorra del equipo de baseball local. Así Batman encuentra al vendedor, lo knockea para suplantarlo y poder detener al comprador.*

Sábado 13 de marzo: El Encapotado es transportado a una dimensión paralela, otro universo, o quizás a un rincón de su propia mente... tras investigar el surreal lugar, un extraña ser le pone una prueba, que deberá cumplir para sobrevivir. Batman se planta y le avisa que no es el primero que viene a desafiarlo y que fallará. A los pocos momentos regresa a la Batcave.

Domingo 14 de marzo: Trabajadores de la ciudad encuentran el subterráneo una tumba y de ella emergen seres como momias. Tras enterarse que hubo 7 víctimas, nuestro héroe se dirige al lugar.

Lunes 15 de marzo: Monstruos a'la Godzilla invaden Gotham. ¡Todos huyen! Menos ya saben quien.

Martes 16 de marzo: Batman acude al rescate de un submarino científico queda dañado en plena tarea y de a poco empieza en penetrar el agua dentro. 

Miercoles 17 de marzo: Un dirigible ataca Gotham con sus rayos mortales. ¡El Detective decide abordarlo cayéndole desde más arriba aún!

Jueves 18 de marzo: El Murciélago persigue a un psicópata (¿fanático de Speed Racer?) que conduce un gran automóvil por toda la ciudad y causó varias muertes.

viernes 19 de marzo: Batman es convocado por la policía para interrogar a un asesino múltiple que no quiere revelar la ubicación de sus víctimas a pesar que de llevan 10 horas tratándo de que lo haga.

Sábado 20 de marzo: Bats se enfrenta a Kaliback que viene a ofrecerle sacrificios humanos a su padre.

Domingo 21 de marzo: Un tal Frozen Man* tiene repleta de nieve a Gotham; Batman patrulla en skies. 

Lunes 22 de marzo: El Detective está en el espacio arreglando un satélite de comunicaciones.

Martes 23 de marzo: Dinosaurios aparecen en Gotham por una perturbación temporal. El héroe los doma para ponerlos a salvo.

Miércoles 24 de marzo: Busca detener un virus informático que borra las identidades de los ciudadanos.

Jueves 25 de marzo: Realiza una cirugía que le permite extraer por primera vez células infectadas por el Joker.

Viernes 26 de marzo: Encuentra a un niño perdido.


Sábado 27 de marzo: Lidia con una invasión de lagartos en Gotham.

Domingo 28 de marzo: Trata de detener a un loco suicida en un viejo avión.

Lunes 29 de marzo: Encadenado en un sótano.

Martes 30 de marzo: Tim Drake lo visita en el aniversario de la muerte de su padre.

Miércoles 31 de marzo: Busca la cura para una plaga.

Jueves 1 de abril: Intenta evitar que un hombre se arroje de un edificio como una cruel broma del Día De Los Santos Inocentes.

Viernes 2 de abril: En la selva, en modo Tarzan (o será ¿George Of The Jungle?)

Sábado 3 de abril: A pesar de haber estado en una larga pelea, se toma su tiempo para regresar a una anciana a la institución en la que reside y se escapa constantemente.

Domingo 4 de abril: Enfrenta a un impostor.

Lunes 5 de abril: Juega al football pero no el de verdad, sino el gringo en lo que parece un partido oficial.

Martes 6 de abril: Cuelga de un helicóptero.

Miércoles 7 de abril: Se bate en una justa, con armadura y todo.

Jueves 8 de abril: Visita a una mujer que parece beber whisky.

Viernes 9 de abril: Lo vemos en guardia todo lastimado*

Sábado 10 de abril: Parece trabar amistad con un primo de Mazinger.

Domingo 11 de abril: Camina por en una cuerda rodeado de llamas.

Lunes 12 de abril: Modo pirata.

Martes 13 de abril: Con guardapolvos y observando por un microscopio.

Miércoles 14 de abril: Rodeado de ninjas.

Jueves 15 de abril: Desenpolvando el viejo traje cebra.

Viernes 16 de abril: En medio de una inundación y salvando a un perro.

Sábado 17 de abril: Apunto de estaquear un vampiro.

Domingo 18 de abril: Clavado a la pared por un ataque con flechas.

Lunes 19 de abril: Salva a un niño de ser arrollado por un camión.

Martes 20 de abril: De nuevo al espacio, pero lo vemos en una nave.
  
Miércoles 21 de abril: Herido y arrinconado por una extraña figura.

Jueves 22 de abril: Salvando a Catwoman de caer de un edificio.

Viernes 23 de abril: A merced de Harley Quinn, encadenado y apunto de ser sumergido en una pecera repleta de pirañas.

Sábado 24 de abril: Asestándole un upper cut al Joker.



LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Básicamente es la despedida anticipada de Tom King del título, un hermoso número lleno de fan service (incluso a cosas fuera del universo Batmaníaco) y resaltando lo imparable que es Batman.

Al principio en las primeras (y más desarrolladas) anotaciones, además de las historias que se nos cuentan, Alfred comenta detalles sobre la personalidad e ímpetu de su muchacho; del carácter que demostró desde pequeño y de que duda de si realmente no tiene miedo cuando hace las cosas que hace, y lo usa justamente para mantenerse concentrado.

Al fin y al cabo entre todas las cosas que vemos, hay menciones a sucesos más o menos conocidos de la historia de Batman; algunas conocidas como el traje cebra de "Detective Comics" #275 o quizás ese Batman golpeado que nos recuerda a un estilo Frank Miller, hasta el Batman pirata que es un homenaje al recordado Elseworlds de los 90's ("Detective Comics Annual" #7).

Después podemos encontrar algunas otras inspiradas en hechos más viejos como Batman contra el vampiro, como en "Detective Comics" #32 o el dirigible atacando la ciudad como en la historia "Batman Wars Against The Dirigible Of Doom" ("Detective Comics" #33). Dicha historia es más recordada porque tiene un prólogo intitulado "The Batman And How He Came To Be", donde se nos cuenta el origen de Batman, es decir la muerte de sus padres y el voto que decidió tomar. Ergo, tenemos la primera aparición de Thomas y Martha Wayne, como así también la de Joe Chill.

Es un gran repaso sobre todas las facetas del Murciélago a lo largo de su historia y de como hoy en día convergen constantemente. Encima, apenas vemos un mes y medio en la vida de Batman, enfrentando cada día un reto totalmente distinto.

Jorge Fornés se encarga de la mayoría de los dibujos con un gran trabajo también del colorista Dave Stewart, con algunas páginas dibujadas por Mike Norton. Este número iba a ser dibujado por Fornés y Lee Weeks, pero el mes pasado se anunció Norton entraba en su lugar (incluso pidió disculpas a los fans, por ingresar en lugar de Weeks 😝). King bromeó con una supuesta pelea o descontento, pero no se dijo que pasó. Verdaderamente, incluso el libro cambió, ya que se solicitó el cómic como una entrega de dos historias, una en el espacio dibujada por Lee y la otra en las calles de Gotham dibujada por Fornés. Nótese que se usó la tapa ya solicitada de Weeks, peeeeeero, en los créditos no figura el autor de la misma... tal vez en algún momento (OJALÁ) esa (esas) historia (historias) vean la luz en algún one shot o algo.

domingo, 27 de octubre de 2019


Título: "Nightwing" #64 (“Evil Unleashed”), "Nightwing" #65 (“Sins of the Grandfather”)
Guión: Dan Jurgens
Arte: Ronan Cliquet
Colores: Nick Filardi
Letras: Andworld Design

Tal vez a nuestros estimados lectores les sorprenda que aún sigamos reseñando este título. Y de hecho a nosotros también...

Pero suponemos, que precisamente por esas enseñanzas del Murciélago, seguimos intentando ver lo positivo de algunas cosas. Bien, no en vano tenemos aún la esperanza de que el verdadero Dick Grayson y por lo tanto una versión remasterizada y renovada de Nightwing regrese. O que sea se convierta en villano (cosa que no sería para nada mala idea). Pase lo que pase, esperamos que esto al menos algo decente de cara a la 5G de DC que se viene para el próximo año...


¿Qué pasó en estos números?
Las revueltas en Bludhaven siguen, entre el caos desatado por los actos tras bambalinas de Lex Luthor en su lucha de Doom vs. Justice y lo que el mismo William Cobb ha preparado para para el enfrentamiento que sabe que tendrá ligar con el último del linaje Grayson.

Mientras todo esto sucede, Ric intenta salvar la vida de Zak ante la increpante Colleen que no se siente tan cómoda con saber que su hermano se encuentra en muy mal estado luego de su altercado con Talon.

No obstante, la única manera que el grupo novato de Nightwings tiene para justificar sus actos es precisamente que lo hacen por un bien superior, algo que el verdadero héroe "desaparecido" de alguna manera les mostró durante su estancia en la ciudad.

Ric se entera que Bea ha sido atacada en el bar, y que de alguna manera Talon se ha hecho presente ahí. Da inicio la carrera por la vida de la novia de turno mientras tiene que enfrentar a una turba iracunda por motivos para nada claros.

Y llega el momento del choque entre Ric y Talon.


El Cabbie de alguna manera hace recurso de su memoria muscular y pretende con eso dar batalla, sin embargo, eso no es suficiente para el asesino de la Corte de los Búhos, quien una y otra vez planta cara al otrora héroe.

En las calles, Hutch, Sapienza y Collen intentan controlar las revueltas de la gente al llamar a su propia moralidad y civilidad, pero hay algo que no están considerando: el mal del mundo, la perdición ha sido llamada por la señal en el cielo generada por Luthor y Perpetua (en Justice League).

Entre tanto, Cobb se revela como el único familiar "vivo" de Grayson y quien puede ayudarlo a retomar un camino que nunca supo: el pertenecer a la Corte.

¿Qué dejó todo esto?
Como tie- ins de Year of the Villain, fuera de las notorias cuestiones de timing que no coinciden con otras series, en estos números se puede ver que el caos desatado por Luthor y compañía en verdad está despertando la consciencia del mal de toda la gente.

En lo personal me habría gustado ver más esto que pasar por escenas de persecución y por la típica charla motivacional entre el equipo de Nightwings ya que eso luce un poco desproporcionado y de relleno.

No obstante, luego de una buena cantidad de números, se puede ver que hay algo de sustancia en este título que a muchos nos gustaba por tener esa vibra de "quien es la mejor versión de Batman". Ahora, aunque bien sabemos que la consciencia de Dick sigue viva en Ric, a nadie le caerá mal el verlo convertido en Talon.


Algo interesante que viene, en los siguientes números será la perspectiva que tomó Bruce luego del disparo que lo separó de uno de los bastiones más fuertes de la Bat- family (el otro es era Alfred).

Esperemos que el futuro cercano traiga cosas buenas. O ya de mínimo que nos anime a hacer más rápido la reseña...

jueves, 24 de octubre de 2019


Título: 'Hope'
Guión: Tom Taylor
Dibujos: Trevor Hairsine
Tintas: Stefano Gaudiano
Colores: Rain Beredo
Letras: Saida Temofonte
Arte De Tapa: Joshua Middleton

Nos quedamos en el issue anterior con el zombie Captain Atom explotando mientras Superman y Wonder Woman se lo llevaban lo más lejos posible. Finalmente la explosión no solo barrió con Washington, sino también con Baltimore y con Metropolis... solo Lex Luthor (y supongo que su acompañante es Mercy Graves) y el grupo de Lois Lane y los otros (protegidos por Green Canary). Después de acordar Luthor que deben trabajar juntos para salvar a la humanidad, en los días siguientes, los héroes se encargaron de destruir toda tecnología informática para que Internet dejara de ser una amenaza.

Se formaron dos refugios, uno en Temyscira y el otro en Gotham que ahora es una jungla dominada por Poison Ivy y Harley Quinn. The Fortress of Solitude se convierte en una nueva Hall Of Justice, donde la decisión (que Superman no está convencido) es construir naves y abandonar el planeta. Pero la paz la interrumpe un infectado Martian Manhunter que irrumpe matando a Lex e infectando a Flash (y termina siendo ultimado por Firestorm), que sale frenéticamente por el mundo infectando a todo lo que encontraba a su paso. Superman toma la decisión de aniquilarlo, atravezándolo con su propio cuerpo.

Superman se lastimó en el impacto y terminó infectado; tras despedirse de su familia y amigos, huye del planeta con la esperanza de alejarse lo suficiente antes de que la infección lo consuma... ¿lo logra?


LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Un número cargado de intensidad en la puerta de lo que será el final de la saga en la próxima entrega. Finalmente supimos que quien narra la historia es Lois Lane.

Vimos a Damian portar el manto de Batman en el pasado, aunque no demasiado de eso tampoco; Luthor admite que ahora es el hombre más inteligente del mundo ya que no está Batman.

Me pregunto si el número final tendrá a un Superman zombie atacando la nueva colonia terrestre. Imagino un futuro con Damian y Jon como los Batman y Superman del nuevo mundo, debiendo hacer frente a la amenaza del Supes... tal vez Wonder Woman se sacrifique para vencerlo, digo, así tenemos a toda La Trinidad out. O tal vez el final será la devastación total. De todos modos nos queda ver que hará John Constantine como se nos planteó en el one-shot "A Good Day To Die".


Para cerrar, decir que la forma en la que se infecta Superman me parece muy estúpida. ¿Cómo se arriesga a contaminarse atacando a Barry directamente, cuando pudo usar sus rayos o congelarlo con su aliento, u otra cosa que no lo deje expuesto?

Fue el número donde el arte de Hairsine me gustó más, no obstante, ojalá lo cambien para el final (?)

lunes, 21 de octubre de 2019


Título: "City of Bane" – Part 7
Guión: Tom King
Dibujos: John Romita Jr. y Mitch Gerads
Tintas: Klaus Janson y Gerads
Colores: Tomeu Morey y Gerads
Letras: Clayton Cowles
Arte De Tapa: Romita Jr., Janson y; Morey

Recordemos que BatThomas debía tomar la drástica decisión de ultimar a su nieto, pero no puede hacerlo, de todos modos, era una trampa para él. Robin se libera y Thomas es emboscado por Batwoman, Huntress, Orphan, Batgirl, The Signal y Red Robin.

Batman y Catwoman se dirigen a Arkham, donde antes, se la rajan los custodios de las puertas, Solomon Grundy y Amygdala.  Ahí Batman revela a Catwoman que cuando le pegó a Tim, en realidad era una forma de comunicarse con la flia, un lenguaje físico (!) para que los demás supieran que debían comunicarse por otra línea secreta ya que ‘algo estaba pasando’. También que se dejó vencer por Bane luego de darse cuenta que Arkham estaba vacío para saber qué clase de arma tiene el villano a su disposición (Gotham Girl); mientras, la Batfamily se la raja a Thomas, contándonos que votaron el solo capturarlo y que Bruce se encargara de castigarlo por lo de Alfred o darle masa (?) ellos mismos. Cassandra rompió el empate decidiendo que lo de Alfred valía partirle la jeta ellos mismos.

Dentro de Arkham, Bats revela a Cat que cuando salió (¿victorioso?) del Pozo de Naín tomó la decisión de no volver a Gotham para buscar a La Memoria De La Montaña, a quien le confió una dosis del Venom especial (que se usó para convertir a los hermanos Clover en super héroes) sabiendo que Bane podría averiguar quién la tenía. Además se revela que Batman tenía un espía en la ciudad, Clayface, que estuvo posando (¿solamente?) como Joker (!!)

Mientras Bat y Cat se acercan a Bane, la Bati-Familia tiene sometido a Thomas y Helena quiere ponerle una flecha en la columna para que no les sea una molestia, mientras discuten eso Thomas se incorpora y atrapa la flecha que es disparada finalmente a él y la clava en el pecho de Tim (!!!) para luego devolver la paliza a cada joven; abandona la cueva y exige a Arnold Wesker que le sirva té… cree que ha sido subestimado, y que su hijo se olvida quien es el verdadero Batman.

En el final vemos a Harvey Bullock, a quien vimos como torturaban al principio del arco, aparentemente atolondrado, cantando una versión modificada de “New York, New York”. Harvey sale a la terraza a fumar en medio de la lluvia y en el cielo vemos el símbolo que Lex Luthor viene usando desde las páginas de “Justice League” (!!!!).


LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Sería arriesgado decir que este es el número más confuso del run de Tom King, pero, tal vez lo sea… más allá de explicar varias cosas, otras que no son explicadas nos dejan en el aire, ¿es a propósito? ¿Es eso bueno o malo? Creo que lo sabremos en el final del libro. Por ahora vamos con puntos a analizar.

Batman descubrió al parecer a medio camino de sus temas con Bane, cuando supo que Arkham era su nueva base de, que este creó una gran puesta en escena, así que Batman en orden de descubrir que hacía su enemigo (o como hacía para dejar Arkham "normal" cuando él y Jim Gordon llegan a investigarlo) se dejó atrapar después de escapar del manicomio y de la máquina que lo tuvo induciéndole pesadillas, para ser derrotado por su enemigo. Bats ya hizo casi lo mismo en “I Am Suicide”, Bane confiesa que se dejó ganar la última vez que se vieron (“I Am Bane”), ahora Batman se lo hizo de nuevo… pero Bane se dejó golpear cuando Bats fue con Jim… pero Batman en “I Am Bane” también se dejó pegar para molestar a Bane… entonces este duelo de masoquistas, lo estaría ganando Batman 3-2, razón por la cual, cuando "City of Bane" termine, Batman habrá ganado 4-2 (?)

Batman llevó al extremo el concepto de “lenguaje corporal” o se pasó de masoquista (??) con su método secreto de comunicación con la familia mediante golpes. No me decido si es una de las cosas más badass que King le imprime a Batman o si es otro delirio del pelado escritor (por ahora estoy en el medio, por ahora).


Está claro que Bruce salió del Pozo de Naín (sino no estaríamos viéndolo duh!), ¿pero ganó? ¿O su padre lo hizo? Pareciera que perdió, ya que su padre dijo que “no volvería”, pero Batman nos da entender que al salir le costó no regresar, así qué, dudas van, dudas vienen.

Batman metió un troyano, Clayface, lo de Damian fue planeado, Alfred estaba a salvo (Batman le cuenta a Catwoman que escapó y por eso Damian fue como su nuevo rehén)… Batman tenía todo controlado pero, entonces, ¿no sabe que Alfred murió? ¿Eso quiere decir que el plan salió mal? (Por lo menos la parte de la familia sometiendo a su padre, sí). Batman y BatThomas están en un “duelo táctico” al parecer y de lo único que podemos estar seguros es: de que Bane es un palurdo para los dos 😝 Parece que vamos a terminar teniendo lástima por Bane al final de todo.

Confirmado, como era obvio, que los poderes de Gotham Girl son a base de Venom (aunque eso en “The Price” lo vimos). Entonces Magpie, que hizo matar a La Memoria De La Montaña, para conseguir la dosis que Batman había ocultado, se la iba a vender a Bane, aparentemente para regenerar a Gotham Girl, y por eso era imperioso que no cayera en las manos de este.

Las páginas finales, cortesía del genial Mitch Gerads, originalmente al parecer no era la intención de que estuvieran y es un gran shock; lo que pasa en la Liga de Scott Snyder y compañía se hace presente de nuevo par darle un giro inesperado a todo y de yapa nos quitó un poco del mal sabor de boca que dejó John Romita Jr., que nuevamente fue un espanto aunque creo que en el número anterior estuvo peor. Al menos, en el próximo, vuelve Mikel Janín.

jueves, 10 de octubre de 2019


Título: "DCeased - A Good Day To Die"
Guión: Tom Taylor
Dibujos: Laura Braga & Darick Robertson
Tintas: Richard Friend, Trevor Scott & Robertson
Colores: Rain Beredo
Letras: Saida Temofonte
Arte De Tapa: Ryan Sook

Entre antes de los últimos dos números de la saga, llega este interludio.

Mister Miracle y Big Barda llegan a Apokolips y comprueban que todo está destruido (algo que no le produce tristeza a Scott Free). Luego, son visitados en su departamento por Mister Terrific (que estuvo analizando el virus en un infectado Captain Boomerang) y juntos deciden ir a buscar a Booster Gold y Blue Beetle, y destruyen una tremenda horda de zombies para llegar a ellos en Kord Industries donde se ocultan.

Sabiendo lo peligroso que podría ser encontrarse con una infectada Liga De La Justicia, deciden tomar el asunto en sus manos y tomar una decisión drástica, buscar a un hechicero y el elegido es... John Constantine.

John tiene sus problemas, siendo perseguido por una multitud de zombies por las calles de Liverpool; para peor, cuando logra refugiarse en el auto de su ayudante Chass, este también está infectado y debe eliminarlo; antes de sucumbir a la hora de zombies, John es salvado por los antes mencionados, y Mr. Terrific le pide ayuda, pero se niega. La próxima parada (la decisión final) será usar la máquina del tiempo de Booster, la misma estaba en la casa de Fire y Ice, pero la misma cayó ante los zombies y son recibidos por estos y héroes zombificados. Miracle y Barda se quedan con los zombies para que el resto vaya por la máquina. La pareja sucumbe ante la horda.

Cuando los sobrevivientes llegan, se dan con Waverider, el Time Master que viene a arrestar a Booster por sus crimenes y no le permitirá acceder a la máquina, pero un arrepentido Constantine aparece para detener a Waverider. Aunque Barda zombie lo ataca y es salvado por Mr. Terrific que termina despedazado a manos de esta... para peor, Waverider informa que Superman encontró a Wally West, por lo que las lineas temporales se alteran y Booster se desvanece. John no deja ir al Time Master (lo hechizó) y es asesinado por un Blue Beetle zombie (fue atacado por Barda).

Cuando se le venía la noche a John, Zatanna y Dr. Fate vienen por él, para que se prepare para el fin. Pero a John le importa un carajo lo que puedan venir a hacer los Señores del Orden y El Caos. Algo se le va a ocurrir.




LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Me choca que anuncien una serie de tantos números y que necesiten one-shots para expandir las cosas... digo, ¿por qué mejor no hacer que el one-shot sea parte de la serie y listo? O que el mismo no sea necesario para la historia, solo expanda un poco las cosas.

Entretenida historia pero no mucho más, una excusa para meter mucho gore y muerte de héroes, y poner de forma inesperada como un jugador clave a Constantine. De todos modos, la cantidad de páginas parece innecesaria, todo lo que pasó acá pudo ir en un issue sin tanto relleno.

Algunos toques del humor clásico de Tom Taylor, y el mejor arte que vió la serie desde, como dije mil veces, las páginas de James Farren en el issue #1, es lo que podemos sacar en positivo y ver como un querido por el fandom como John Constantine termina jugando en el final.

domingo, 6 de octubre de 2019


"Si voy a tener un pasado, prefiero que sea de opción múltiple." 

A estas alturas seguramente ya más de medio mundo ha de haber visto "Joker" con Joaquin Phoenix así que nos pareció apropiado publicar esta nota de opinión.

No es que precisamente vaya a ser una columna con spoilers... Pero si, será una columna con spoilers. Y no nada más de la película, sino también de algunos cómics tanto viejos como actuales.

Así que advertidos...
Cabe destacar que esto es meramente una interpretación, siéntanse libres de tomar sus propias conjeturas.

¿Por qué es que ésta película está gustando a propios y extraños?
La temática es simple y es una fórmula por demás de que común: el típico underdog, el sujeto que vemos caído en desgracia que vemos que poco a poco va tomando decisiones que lo llevan hacia un rumbo que quizá nunca se planteó.

Y aunque es una fórmula muy de película hollywoodense, en "Joker" dista mucho de ser el todo.

Arthur Fleck es un ser en desgracia que quizá no sabe precisamente porqué lo está. O qué es lo que lo mantiene así. Y tal vez, como a lo largo de la cinta nos quieren hacer ver, es esa desdicha la que lo orilla a explotar.


"Sólo hace falta un mal día para reducir al más cuerdo de los hombres a la locura. Así de lejos está el mundo de donde estoy yo. Sólo un mal día."

A pesar de que comentaron hasta el hartazgo que no sería una cinta basada en cómics, es innegable que muchas de las interpretaciones del guión tienen su base en la rica historia de un figura que, gracias a su origen, se permite una manifestación así: Joker, Red Hood (no ese Red Hood) el Príncipe Payaso del Crimen, el Hombre Pálido, el Arlequín del Odio, Mr. J, Puddin... No tiene un origen definido. Y esto da para tanto... que asusta el tiempo en que DC apenas se dio cuenta de  tremendo potencial.

El mismo Scott Snyder recientemente nos dio dos versiones en "Zero Year" y en "Batman: Endgame". En la primera, como un potencial resultado de caer en las toxinas de Ace Chemicals y, en la segunda, como un ser prácticamente inmortal vinculado incluso con el origen de La Corte de los Búhos, Vandal Savage, Ra's Al Ghul y de todo el Multiverso Oscuro.

Alan Moore nos dio uno de los orígenes más aceptados por todos con "The Killing Joke" ya que vemos a un comediante venido a menos que, incluso nos da lástima. Y sólo requirió de un mal día para soltar absolutamente todo.


Autores de la talla de Paul Dini y Alex Ross también han puesto su granito de arena con "Case Study". Ejemplos más contemporáneos incluyen a Stjepan Šejić adentrándose en la mente del Payaso mediante su innecesaria historia de origen de Harley Quinn titulada "Harleen" mientras que Jeff Lemire hará lo propio en "Joker/Harley: Criminal Sanity".

Es más, Tim Burton y Christopher Nolan también se han dado el lujo de mostrarnos iteraciones de lo que bien pudo ser el origen en sus respectivos filmes.

Uno de los mayores logros de la ya difunta serie de "Gotham" fue mostrar el origen de la locura no del Joker precisamente sino de la ciudad en sí misma, situación alimentada por una más que magnífica representación de Cameron Monaghan en los papeles de Jerome y Jeremiah Valeska y el mismo Mr. J...

Y de ahí es justo lo que nos termina por "comprar" esta cinta de Todd Phillips.


"Entonces, cuando te encuentres encerrado en un desagradable tren de pensamiento, dirigiéndote hacia los lugares de tu pasado donde los gritos son insoportables, recuerda que siempre hay locura. La locura es la salida de emergencia..."

Aquí es donde probablemente me ganaré uno que otro enemigo...
El éxito del Joker de Joaquin Phoenix no tiene nada qué ver ni con Batman, ni con el director, ni con el guión ni con el actor mismo. Eso no quiere decir que la película no pueda estar (y seguramente estará) laureada en la próxima temporada de premios.

El éxito de este filme viene del hecho que es una síntesis de todo lo que representa el personaje y su plausibilidad en la vida real.

La Casa de Enfrente hizo un ejercicio curioso con cierta Capitana al mostrar un origen un poco más claro (si te vas al cómic, tiene muchas cosas demasiado extrañas sobre todo si le sumas sus infinitos reboots semanales). Y aquí Phillips y toda la maquinaria de DC lo sabe hacer: no tiene que darle UN SOLO inicio al Joker.

"Si te haces más que solo un hombre, si te dedicas a un ideal, y si no pueden detenerte entonces pasas a ser algo completamente diferente."

Este no necesariamente tiene que ser el Joker que todos conocemos. No tiene que ser Jack Napier o Melvin White o cualquiera de los tres posibles nombres que Geoff "Entregas Tardías" Johns nos vaya a dar en "Three Jokers" (si es que algún día ve la luz).

Ese es el verdadero éxito de esta cinta. Ni siquiera ese (a criterio personal) innecesario guiño al asesinato de los Wayne.

Si Nolan, junto a David S. Goyer, nos dio una idea que Bruno Heller ("Gotham") y Scott Snyder (en cómic) terminarían de manifestar someramente, para plantearle el terreno al éxito rotundo de Phillips y Phoenix: "Batman puede ser cualquiera" y en este caso, "Joker puede ser cualquiera".

En "Gotham" (la serie, no el personaje ni la ciudad), la decadencia de la ciudad y la malicia de la sociedad, que menosprecia a todo y a todos por igual, da pie tanto a la locura genética de los hermanos Valeska como a la creciente manifestación de fastidio que encuentra su estandarte en el halo de violencia que en su inicio Jerome expone. Logra sacar todo lo malo de la gente de Ciudad Gótica y ese es su más grande éxito.


En "Zero Year" es el mismo Bruce Wayne quien argumenta que la propia ciudad saca tanto lo mejor como lo peor de las personas. Es la sociedad lo que permite tanto lo bueno como lo malo, que un Batman y un Joker coexistan. Donde la esperanza choca todos los días con la locura en una amalgama tanto enfermiza como alentadora.

Este film sin duda marcará una época para hacer historias de cómics. Elucubrará a DC como hogar de los personajes trágicos y oscuros, que no necesitan tener más de 40 en escena para mostrar un mensaje...

Este Joker no es necesariamente el villano que caerá al ácido, o que matará a Jason Todd o que disparará a Barbara Gordon. Pero si es la manifestación de lo enfermizo y asqueroso que la sociedad misma puede generar: crea entes sin rumbo y completamente solitarios, los aísla y se burla de ellos. Hasta que, en un mal día, simplemente todo deja de tener sentido y estalla.

No en vano, todas esas noticias de matanzas en los EU (casualmente, el lugar en donde más fácilmente puede darse esto) cobran relevancia cuando se sabe que tienes a un estandarte de la locura y anarquía como lo es Joker.

El propio Snyder nos da una maravillosa forma de comprender porqué ésta cinta es y será recordada tanto por la crítica especializada como por el fandom y la mainstream audience: en su más reciente run en "The Batman Who Laughs" nos plantea que para que el Batman de éste universo pueda ser feliz y pleno debe dejar sus ataduras morales y éticas, y eso, amable lector, es lo que enarbola a Joker.

Este Joker es el que más miedo da, porque simplemente es más fácil que exista él a que exista un Batman. Es más fácil que uno se vuelva misántropo a que uno sea un faro de esperanza incondicional. Pero bueno, amable y letrado lector, ahí el por qué estos personajes están condenados a hacer esto para siempre.

Menos mal que son sólo personajes de ficción. Oh, wait...

sábado, 5 de octubre de 2019


Título: 'City Of Bane' - 'Part 6'
Guión: Tom King
Dibujos: John Romita Jr.
Tintas: Klaus Janson
Colores: Tomeu Morey
Letras: Clayton Cowles
Arte De Tapa: Romita, Janson & Morey

Entramos en la recta final, los últimos números de Tom King en Batman y el cierre de su convulsionado run, está cada vez más cerca.

Batman regresa a Gotham junto con Catwoman y empieza a visitar a sus viejos enemigos, hoy las fuerzas de seguridad de la administración Bane. Primero lo vemos como Matches Malone pegarle una visita a Two Face y Profesor Pyg. Como estos fallan en reportarse ante el Comisionado Strange, Hugo enciende la señal para convocar a Thomas. Ya saben que es lo que está pasando.

Posteriormente, Batman escarmienta a Kite Man (por si extrañábamos a Charlie Brown siendo apaleado) y tiene un duelo al estilo Western con Hush (batarang vs pistola en este caso). Catwoman se la parte a Mad Hatter cuando este iba a aniquilar a un gato callejero.

Mientras tanto Gotham Girl está muy débil. Claire yace en su cama y Thomas a su lado evidentemente preocupado cuando Arnold Wesker le informa que por la llegada de Batman a la ciudad (y teniendo en cuenta que Claire no puede hacer nada), Bane dispone que Thomas asesine a Damian y se deshaga del cuerpo públicamente... Batman le dice a Selina que ya sabe lo antes dicho, la orden y eso, y que sabe su padre que no podrá detenerlo, así que ahora este, tiene una decisión que tomar.


LO QUE DEJÓ ESTE NÚMERO

Una entrega bastante rápida que más que todo viene dar el puntapié inicial del final del run, no obstante quedan algunos detalles a repasar.

Me pregunto como se justificará el deseo Thomas de romper a su propio hijo y adoptar si se quiere, a Claire como si fuera una hija. Digo, esto último parece, ya que el lúgubre padre de Bruce, se preocupa en demasía por la joven a la que tomó incluso como su ayudante (no creo que esto sea onda Deathstroke - Terra, ¿no?). Parece que Claire consume Venom para mantenerse viva ya que el uso de sus poderes la matará eventualmente (aunque los mismos parecen estar hechos de la misma sustancia o algún derivado quizás). Ahora entendemos que tal vez esa fue la idea de Batman de quedarse con el cargamento de Venom, que Claire no pueda usar sus poderes.


En el número anterior también mencionábamos que Batman se comunicó con Alfred y mandó a Robin a ingresar a la ciudad. Después de todo lo que pasó, pensabamos que Bruce no podría cometer los errores que llevaron a la aparente muerte de Alfred y captura de su hijo. Ahora evidentemente, parece que todo viene de acuerdo al plan. ¿Alfred no está muerto entonces? Es una de las posibilidades (y queremos saber que fue lo que pasó entonces), pero también es un poco desconcertante el hecho de que Bats dice que su padre debe tomar una decisión con la vida de su hijo... no creo que sea una prueba de fe de Batman para con su padre, que pondría en jaque la vida de Robin. El cree que su padre está listo para cualquier movimiento suyo, pero, parece que nuestro Bats, como era de esperarse, está haciendo caer en una trampa a Bane y a Thomas. Parece que de aquí al final, será un duelo de ver quien tiene más cartas bajo la manga... a The Ventriloquist lo vimos recobrando su "chifladura", la posibilidad que arrojamos de que Martha aparezca, Kite Man tal vez haciendo algo trascendental, Kryptonita de platino, etc, etc. Hay muchas posibilidades.

El arte... madre mía. Empieza dentro de todo bien, y luego empieza progresivamente a dar asco. Es duro ver la inconsistencia entre las orejas largas que dibuja JR Jr y las cortas que tiene el personaje desde hace raaaaato. Además de lo feas que son algunas viñetas, está claro que ni Klaus Janson ni Tomeu Morey pueden salvarlo. Será cuestión de aguantarse un número más. 

jueves, 3 de octubre de 2019


Bienvenidos a nuestra reseña CON SPOILERS de "Joker", la esperada película de Todd Phillips que viene pisando fuerte y dejando claro que no es la típica película de cómics a la que nos acostumbraron. Antes de proceder les comentamos que también hicimos una reseña SIN SPOILERS, la cual pueden leer acá si tienen ganas de saber si este polémico proyecto vale la pena. Dicho esto, a continuación vamos a en DETALLE sobre el film, así que si quieren evitar spoilearse les recomendamos dejar de leer AHORA.

Una vez más, SPOILERS a continuación.

En palabras de otro Payaso: Here... we... go!

"Joker" no es una película apta para personas impresionables y te lo demuestra a los cinco minutos. El film arranca ubicándonos en un determinado espacio-tiempo, puntualmente una New York Gotham del año 1981, gracias a unos geniales créditos estilo retro y una radio dando noticias locales. Al parecer un problema con la recolección de residuos ha causado que Ciudad Gótica este inundándose en basura e incluso algunas zonas menos afortunadas viven hacinadas, con un olor podrido que enferma a la gente. Es tal la situación que hay vecinos que aseguran que la basura esta creando super ratas gigantes, por ende la única opción seria engendrar super gatos para que las cacen. Todo eso mientras Arthur Fleck (Joaquin Phoenix) se maquilla en su modesto espacio dentro de la agencia de colocación de payasos para la que trabaja.

Es un arranque simple pero efectivo que, sin complicar demasiado las cosas, ayuda al espectador a entrar de lleno en la situación social de una Gotham al borde del desastre y presagia de alguna manera el conflicto por venir no sólo en esta película sino además en una ciudad que inevitablemente será la causante de crear sus propios villanos y necesitara su propio tipo de héroe.

Una vez instalados, de inmediato somos testigos de cómo la semana de Fleck arranca de la peor manera cuando un grupo de adolescentes le roba el cartel publicitario con el cual trabaja promocionando un negocio. Desesperado, Arthur los persigue sólo para ser emboscado en un callejón —en una situación filmada muy al estilo de la muerte de los padres de Bruce Wayne, vale destacar— y, luego de romperle el cartel en la cara, los jóvenes siguen golpeándolo en el suelo hasta dejarlo apenas consciente. Saña y violencia gratuita contra un pobre inocente. O eso es lo que parece.

Sin perder tiempo, Arthur viaja en bus e intenta distraer a un niño molesto haciendo caras y gestos divertidos como vimos en el tráiler final. De alguna manera, Fleck parece disfrutar de la atención del pequeño, incluso pareciera que su tarea de payaso es lo único que lo mantiene "cuerdo", sin embargo la madre del niño, muy molesta, le pide que se detenga. Arthur estalla en un ataque de risa nerviosa e incontrolable ante la mirada de todo el bus, por lo que muestra una tarjeta médica en la que su condición es explicada con detalle. La escena no deja de ser incómoda y nos deja muy claro lo que nuestro protagonista padece en su día a día.


Pasamos de inmediato a su visita con una trabajadora social (Sharon Washington) donde empezamos a notar la malicia escondida dentro de Arthur y también se va profundizando en el tema de la dichosa grieta social que afecta a Gótica. La profesional realmente parece querer ayudar a Fleck, no obstante sus ojos no logran esconder el terror que siente.

Poco antes de llegar a su departamento, Arthur conoce a su vecina Sophie Durmond (Zazie Beetz) y su pequeña hija. En un precipitado intercambio, Sophie simula un tiro en la cabeza con sus dedos, lo que provoca una interesada reacción en Arthur.

La madre de Arthur, Penny Fleck (Frances Conroy), le ha pedido siempre que ponga una cara feliz, de hecho lo llama "Happy", pero no cree que pueda ser un buen comediante. Penny está obsesionada con recibir correspondencia de Thomas Wayne (Brett Cullen) y, ante las preguntas de su hijo, Penny se limita a decirle que trabajó para Wayne en su juventud y que él es un buen hombre, que siempre cuida de su gente. Arthur y Penny disfrutan de ver el programa de Murray Franklin (Robert De Niro). Mientras ven la TV tenemos lo que puede ser interpretado como la primera mentira de la mente del Joker o, más bien, el engaño del narrador: Vemos a Fleck como espectador en el programa, siendo aplaudido por sus aportes y llamado por Murray para bajar al escenario, donde el conductor le dice que es como el hijo que nunca tuvo. Nos damos cuenta de la necesidad patológica que Arthur tiene por ser aceptado y admirado.

Aunque cada escena se cocina a fuego lento, creando una atmósfera opresiva e incómoda —la labor de la compositora Hildur Guðnadóttir con la música es BRILLANTE—, la película no sufre en cuanto al ritmo ya que vamos avanzando sin pausa en cada una de las tramas, las cuales se sostienen en los tres pilares del personaje: Laboral, social y familiar.

Al día siguiente Randall (Glenn Fleshler), uno de los compañeros de Arthur, le ofrece un arma para poder defenderse. Fleck en principio no desea aceptarla pero Randall hace que se sienta querido, así que acepta el gesto. Más adelante, durante una presentación en el ala oncólogica infantil de un hospital, se le cae el arma por accidente, alarmando a los niños y a las enfermeras que hasta aquel momento disfrutaban el acto de Arthur. A causa de esto, su jefe lo despide y además le solicita devolver el cartel si no quiere que se lo descuente, mientras que Randall se lava las manos sobre el arma y culpa de todo a Arthur.


De regreso a su casa, en el metro, tres jóvenes hombres de negocios hostigan a una mujer. Arthur no puede contener su ataque de risa ante la situación y esto obviamente irrita a los tipos, que lo encaran y lo agreden. De pronto ¡BLAM!, un disparo atraviesa el rostro de uno de ellos. Luego más tiros acaban con el otro y el tercero logra llegar hasta las escaleras de la estación, donde Fleck lo remata con varios tiros. Cero remordimiento, cero culpa, la mirada de Arthur disfruta el momento.

Envalentonado por su accionar, Arthur encara a Sophie y la besa 
aunque más adelante descubrimos que en realidad luego de su primer encuentro todo la "relación" entre ellos estuvo siempre en la mente de Arthur, situación que descubrimos poco antes de que éste asuma por completo su identidad de Joker.

El crimen del metro se convierte en la comidilla de toda la ciudad, donde algunos incluso creen que el autor fue algún tipo de vigilante enmascarado —guiño, guiño— que defiende a las mujeres mientras que otros enarbolan la bandera de la justicia social y demás. Es acá donde entra en escena Thomas Wayne pues resulta que las víctimas del crimen trabajaban para él. Wayne asegura que odia todo este asunto de las máscaras y dice cualquiera capaz de hacer algo así es un payaso cobarde, al igual que todos aquellos que lo siguen. así que cree que lo mejor es postularse para alcalde en un intento por salvar la ciudad. A su vez, el movimiento "We Are All Clowns" empieza a crecer en la ciudad, acentuando aún más la grieta en social.

Tras haber podido presentar al fin su show en un club de comedia, Arthur es ridiculizado en el programa de Franklin y, como si eso no fuera poco, descubre una carta escrita por su madre para Thomas Wayne donde le dice que SU HIJO lo necesita. Arthur explota en cólera y decide ir a casa de los Wayne.

Afuera de la mansión, Arthur conoce al joven Bruce Wayne (Dante Pereira-Olson). En un guiño hermoso a la serie de los sesenta, Bruce baja desde la casa al jardín por un tubo para tener su encuentro con Fleck, que se acerca a las rejas con su dulce rutina de payaso. Antes de que algo macabro suceda, digo, más macabro que Fleck dibujando una sonrisa en el rostro de Bruce con sus dedos, Alfred Pennyworth (Douglas Hodge) llega a interrumpir el momento. Luego de un breve enfrentamiento, Alfred reconoce a Arthur como el hijo de Penny. Ansioso por saber la verdad, Arthur encara a Thomas Wayne en un evento. El millonario explica que él no tuvo nada con su madre, que Penny trabajaba para ellos pero que la tuvieron que despedir cuando empezó a complicarse su condición mental, tanto así que tuvo que ser internada en el Asilo Arkham, y tiempo después adoptó a Arthur.


Este Thomas Wayne es muy diferente a los otros vistos en live-action. Más determinado, violento de alguna manera, su figura es encarada de una manera tan interesante que hasta que Arthur no encuentra la documentación que prueba las palabras de Wayne —en una secuencia super perturbadora en Arkham, vale decir— no sabemos si confiar en lo que dice Thomas. Otra vez, ambigüedad y narradores poco fiables.

Penny termina internada cuando un par de detectives del G.C.P.D. (Bill Camp y Shea Whigham) la interroga sobre Arthur y su posible participación en los asesinatos del metro. Habiendo recuperado la documentación en Arkham, un Arthur lleno de rabia asesina a su propia madre en la cama del hospital. Cada vez más cerca del punto de quiebre.

El video de Arthur humillado en su show de stand-up se ha vuelto tan exitoso que Murray Franklin decide invitarlo al programa. Mientras se prepara, lo visitan sus ex-compañeros de trabajo, el mencionado Randall y el enano Gary (Leigh Hill), preocupados por Arthur ya que perdió a su madre, aunque también aprovechan para advertirle que la policía los interrogó por el crimen del metro. Arthur empieza a reír y apuñala a Randall con unas tijeras para luego destrozarle la cabeza contra la pared ante la aterrorizada presencia de Gary. Pese a lo que imaginamos conforme se iba desarrollando esta escena, Arthur deja que Gary se vaya, diciéndole que fue el único que siempre fue bueno con él.

Es interesante como Arthur tiene dos risas en la película, la nerviosa que deriva de su condición clínica, fuerte, desesperada y que casi se vuelve un llanto que le seca la voz y lo ahoga. Y la otra, la que usa para reírse de los chistes de otros, principalmente en público, fina, juguetona. Ambas hielan la sangre.

Arthur está listo para presentarse en el show de Murray Franklin, ya adoptando la persona de Joker. Créditos para Franklin por el nombre ya que es él quien lo bautiza así al burlarse de su desastroso acto de stand-up. De camino al canal, los dos detectives se cruzan con Fleck y empiezan a perseguirlo hasta el metro. Dentro del metro, cientos de ciudadanos pintados, disfrazados y portando máscaras de payasos se dirigen al centro de Gotham para una manifestación contra los ricos y poderosos de la ciudad. Es allí cuando la turba ataca a los detectives, propinándoles un golpiza terrible.


Murray Franklin y su asistente Ted Marco (Marc Maron), quién no está muy convencido de presentar a Fleck al aire, reciben a Arthur en el vestidor para delimitar algunos de los parámetros del programa y Arthur pide que lo presenten como "Joker". Ya en el show, Arthur confiesa ser el autor del triple crimen del metro, dice que lo gracioso es que no siente pena ni nada por el estilo, que su vida es en realidad una comedia pese a que la consideraba una tragedia, y que la gente como Franklin es la culpable porque se aprovechan de los demás, por ende deben tener su merecido. En una secuencia que seguramente les resulte algo familiar a quienes leyeron "The Dark Knight Returns", o cuanto menos vieron sus adaptaciones animadas, el Joker le dispara a Murray en vivo y todo la gente del estudio escapa horrorizada.

En las calles de Gotham, el movimiento de los payasos está desatando el caos y la policía no da abasto para cubrir todos los conflictos. La patrulla que traslada al Joker es atacada y la multitud lo libera al tiempo que uno de sus seguidores se cruza con la familia Wayne a la salida de un cine. Thomas, Martha y su hijo buscan desesperados un refugio pero no lo encuentran y, repitiendo la frase que el Joker le dice a Murray antes de disparar, el payaso anónimo deja huérfano a Bruce.

Ante su público, en medio de las calles de la ciudad ardiendo, el Joker usa la sangre en su rostro para pintarse la sonrisa y acercarse aún más a su versión final. La película termina con Arthur asesinando a su terapeuta en Arkham y corriendo libre por los pasillos mientras escapa de los enfermeros.

"Joker" es definitivamente una de las películas del año, su manejo de los climas brutal, cuenta con una cruda y honesta dirección de parte de Phillips, la actuación de Phoenix es realmente tenebrosa, el OST 
hipnotiza, y definitivamente estamos ante una resignificación total de lo que puede hacerse inspirándose en universos super heróicos, por que esta claro que este Joker tiene más que ver con el mundo que habita Travis Bickle que con el mundo que generalmente habitaría El Caballero Oscuro.

Ni bien arranca la película sentimos instantáneamente que estamos en las turbias y depresivas calles de la tan icónica New York de fines de los setenta y principios de los ochenta que vimos en clásicos de Scorsese como "Mean Streets", "Taxi Driver", "Raging Bull" y "The King of Comedy" —claras inspiraciones para este proyecto— gracias a la dirección de arte, a la puesta en escena y a los vestuarios de Laura Ballinger, Kris Moran y Mark Bridges, aunque quizá el aspecto visual más destacable sea la fotografía de Lawrence Sher. Es más, no sería raro que termine nominado a los Oscar por semejante labor.


Aunque si hablamos de ambientación no podemos dejar de mencionar —si, otra vez— la sublime banda sonora de la islandesa Guðnadóttir. Si vieron películas como "Sicario", "The Revenant" y "Arrival" o la maravillosa serie "Chernobyl", sabrán lo que es capaz de provocarl el trabajo de esta brillante mujer. Y si bien en este caso trató de sacar a relucir el lado más humano y suave de Arthur, como bien menciona en una entrevista, fue imperativo explorar su oscura y dañada psique. Curiosamente Hildur empezó a trabajar en la banda sonora incluso antes de que comenzara el rodarse la película, algo poco común en la industria, asimismo eso resultó crucial para grabar una de las escenas más conmovedoras y a la vez perturbadoras de la cinta. Si, me refiero a la escena de Arthur bailando en el baño. Sucede que originalmente esa escena iba a tener un approach mucho más tradicional desde lo narrativo hasta que Todd Phillips decidió reproducir el tema durante el rodaje, logrando como nunca antes que Phoenix se meta no sólo en situación sino en la piel de un hombre a punto de caer en el más profundo de los abismos. Por último, recalcar que la banda sonora completa ya está disponible en YouTube por cortesía de WaterTower Music. Créannos cuando les decimos que vale la pena escucharla.

En cuanto al guión de Phillips y Scott Silver, uno de sus aciertos es jugar con la ambigüedad y el famoso concepto del "narrador poco confiable" que se fue asociando cada vez más con el Hombre Que Ríe tras publicarse la icónica novela gráfica "The Killing Joke", otra de las inspiraciones para la cinta. Un aspecto que también fue muy bien aprovechado por el Joker de Heath Ledger en "The Dark Knight", acá hay hechos y momentos puntuales que, con sutileza, instalan ciertas dudas en el espectador en torno al origen de este Príncipe Payaso del Crimen, ya sea producto de su mente fracturada o del comportamiento de quienes lo rodean.

No obstante lo que más debemos destacar del libreto, y esto es algo que ya mencionamos en nuestra reseña sin spoilers, es que la película en ningún momento nos muestra a Arthur Fleck como un héroe. Lógicamente Phillips intenta hacernos sentir mal por él, intenta que haya un mínimo de empatía con el protagonista para comprometernos y acompañarlo en su descenso a la locura, pero justamente cuando el Joker emerge es cuando queda MUY en claro que estamos ante un monstruo cuyas acciones no tienen justificación posible. Teniendo en cuenta toda la polémica y el miedo que ha generado últimamente el largometraje, esto debería llevarle un poco de tranquilidad a las personas y especialmente a muchos medios norteamericanos que se la pasaron diciendo que esta historia era un himno hacia los depravados hombres blancos y que el personaje Joaquin Phoenix se convertiría en el ícono de los incels y los terroristas domésticos. De esto podemos sacar en limpio dos cuestiones muy importantes: 1) Hay que dejar de robar con el amarillismo por dos años y 2) Nunca pero nunca, jamás de los jamases, pese a cualquier impresión o sentimiento encontrado que podamos tener de antemano, hay que sacar conclusiones antes de ver una película, aunque esto realmente aplica a cualquier aspecto de las artes y el entretenimiento en general.

El origen de este Joker podría funcionar como origen para cualquier Bativerso, hasta el de Nolan si se edita dentro de "Batman Begins"
aunque cronológicamente sería complicado, por ejemplo, juntar al Payaso de Phoenix con el Batman de Robert Pattison, salvo quizás que la supuesta trilogía de Reeves este ambientada a mediados de los noventa como se rumorea. Claro que se podría aprovechar la idea del culto que se genera en torno a la figura del Joker —algo que ya vimos previamente en otros medios— para presentar a otro flamante Joker que le haga la vida imposible a Battinson, aunque personalmente espero que no sea el caso pues creo que esta historia merece quedar como un one-shot. Pero bueno, money talks.

Ahora que la cinta ya está en todos los cines de Argentina esperamos que la disfruten tanto como nosotros y, desde ya, a que compartan sus impresiones al respecto en la sección de comentarios.